Felix Maocho

Para quien le interese lo que a nosotros nos interesa

Josep Togores una vida en continuo cambio 2. – Evolución del retrato (1917 – 1924).

Por Félix Maocho
31/7/2015

Acabada la Primera Guerra Europea retorna Josep de Togores a Paris, donde permanecerá desde 1919 a 1931, aunque con intermitentes y periódicas vueltas a Cataluña. Un largo período en que Togores  se aproxima a los movimientos de vanguardia, y donde se encuentra lo más variado de toda su producción, oleos que parten del cubismo de su etapa anterior para pasar por el realismo mágico y el eclecticismo, con incursiones en el surrealismo, para terminar retornando a la pintura figurativa.

En esta estancia en París, Togores se inserta en el Montmartre de vanguardia pilotado por Soutine y Picasso y no solo eso consigue ser representado en exclusiva por el marchante Daniel Kahnweiler el mismo que representaba los cuadros de Picasso.

Para no perdernos en este largo y tortuoso camino, es imprescindible tener presente la cronología de las obras y el tema de las mismas pues en contra de lo que ocurre con otros pintores Togores elige el estilo de la pintura que va realizar de acuerdo con la temática del cuadro, mientras que pintores con bruscos cambios de estilo en su producción como Picasso, cambian para toda la temática de su obra, Togores cambia de estilo de acuerto con la temática de la obra, un cambio d estilo aplicado a la figura no se corresponde con el estilo aplicado al paisaje o a los bodegones. Esto hace ponplejo mostrar su evolución y ser fundamental descubrir la cronología de sus obras.

Los expertos distinguen los siguientes periodos:

  • (1914-1918) – En torno al arte nuevo
  • (1919-1924) – Realismo mágico
  • (1924-1927) – Búsqueda y eclecticismo
  • (1928-1930) – Surrealismo
  • (1931-1970) – Retorno a la figuración

Considero sin embargo, que si bien este esquema es muy clarificado, la realidad no es tan sencilla  y hay oleos difíciles de encajar dentro de este esquema, pues algunos casos suponen un salto atrás en su evolución, otros suponen un anticipo de lo que será su pintura más adelante y otros experimentos que no llevaron a ninguna parte. Sólo hay una constante entre tanto cambio de estilo la persecución del sentido de la “belleza” mediante un movimiento basculante entre el clasicismo y renovación.

(1914-1918) – En torno al arte nuevo

Es el resultado de su primera estancia en París previa a la Gran Guerra, de allí vino con una relectura del noucentismo y deslumbrado por Cezane y por el cubismo el resultado es la serie de Paisajes de la Costa Brava en los años 1916 y 1917 que mostramos en el primer capítulo de la serie.

En 1917 conoce a Picasso, que le hace implicarse en las teorías del cubismo y entrar de lleno en el circulo de artistas de ese movimiento. La inminencia de la Primera Guerra Mundia le trae de vuelta a Cataluña y Togores entra a formar parte de la Agrupación Courbet de Barcelona, un movimiento artístico que tuvo un corta existencia, de 1918 a 1919, que pretendía renovar el novecentismo, tomando como maestro el pintor realista francés Gustave Courbet, máximo representante del realismo, y comprometido activista republicano, cercano al socialismo revolucionario.

The Desperate Man, 1843–45
Autorretrato de Gustave Courbert

Esta agrupación fue impulsada por el ceramista u crítico de arte Josep Llorens i Artigas  junto a Josep Francesc Ràfols, arquitecto, pintor e historiador del arte y fueron miembros destacados Joan Miró, Josep Obiols  y Olga Sacharoff, a mi juicio, generalmente atraído por la postura política de Courbert, que por su línea estética, algo que en mi opinión no es el caso de Togores, que no demostró en ningún momento d su vida un especial ardor político pero en cmbio si un atractivo constante sobre la pinntura realista.   

Pese a ello, no será Courbert quien influya en la concepción de los retratos de Togores. Del realista bucólico y quizá un poco falto de personalidad, pero magnífico retrato del “Noi Bessa” de 1911, (que mostramos en el cápítulo anterior) pasamos a un 1917 a un retrato psicológico y semi cubista de “Joan y Pepeta”. Por la fecha del cuadro (1917), se considera incluso a Togores como precursor de las tendencias realistas alemana llamada Nueva Objetividad.

“Joan y Pepeta” (1917)

El movimiento alemán Nueva Objetividad (Neue Sachlichkeit), afecta al arte y a la cultura en general, no solo de pintura, también alcanza a la literatura, el cine o el teatro y surge en al derrotada Alemania de los años 20, como rechazo tanto del Impresionismo, como del Art Nouvo y es sobre todo expresionista y crítico con la sociedad. Un cuadro de George Grosz uno de los más importantes representantes de la Nueva Objetividad es un buen ejemplo de este movimiento.

Escena callejera – George Grosz

El clasicismo y realismo ha cedido paso al expresionismo y la innovación. Pero Togores está en plena búsqueda de su propio camino y bascula una vez más hacia el relimo en el retrato Florenci Veciana, pintado entre de 1918-1919, que como ocurre con otras fases del pintor se diferencia tanto del anterior que parece incluso pintado por otra mano.

Florenci Veciana (1918 – 1919)

(1919-1924) – Realismo mágico

Daniel-Henry Kahnweiler, dibujado por Juan Gris.

Acabada la Primera Guerra Mundial  Togores regresa a París, donde entra en contacto con el surrealismo gracias a su relación con artistas como Georges Braque, Arístides Maillol, Max Jacob, o nuevamente Picasso, Comienza a ser conocido en Europa, de la mano del marchante Daniel-Henri Kahnweiler, el mismo que vende los cuadros de Picasso, con el que firma un contrato de exclusividad que dura hasta 1931, ello le da una mayor seguridad en su obra y más afán experimental, será este un período en el que experimenta muchas tendencias modernas, encontrándose siempre amparado en estos ensayos, al igual que lo fue Picasso, por el genial y arriesgado Daniel-Henri Kahnweiler.

Son años de exploración de diferente estilos como el cubismo o el academicismo, dejándose influir por las vanguardias de la época y llegando a tener influencias del clasicismo. Será su etapa más surrealista y experimental. pero por al haber vendido el grueso de su producción en Europa , tiene una consecuencia negativa para los españoles, la producción de esta fase de su vida es poco conocida en España.

Si en el retrato anterior se apuntaba ya nuevamente un nuevo peregrinar hacia el realismo, aun conservará en el deseo de hacer un retrato psicológico, consiguiendo según mi entender, el climax de su carrera como retratista.

En 1920 pinta a que para mi es su obra maestra un retrato que le hace a su primo Alejo de Togores. Un retrato con una fuerza expresiva que no volveremos a encontrar en otro lienzo . Lo que ya apuntaba el cuadro anterior se exterioriza en este con toda su fuerza.

Alejo de Togores. (1920)

Esta obra representa, dentro de la producción del autor, la aparición de un nuevo clasicismo que sustituye mera idealización. La frialdad de la mirada y nitidez de la imagen produce un cierto desasosiego al espectador que se ve inquirido por la mirada y el índice de la mano izquierda, que pese a encontrarse curvado agarrando una pipa, parece dirigirse directamente al estómago del espectador.

Otro lienzo en la misma línea y del mismo años son “Los Jugadores de Billar”

Los Jugadores de Billar (1920)

También en este caso la fría y desapasionada mirada de personajes exentos de la menor expresión, así como el palo del billar apuntando directamente al espectador, consiguen nuevamente levantar esa sensación de desasosiego que producía el retrato anterior.

Muy probablemente sea de este año aunque no tengo confirmada la fecha, es el retrato de este hombre de rasgos asiáticos, probablemente un comerciante vietnamita residente en París

Renee y el perro, pintado en 1920, es un oleo que supone un salto hacia delante en la biografía del artista, pues su estética es claramente nuocentista, alejada de los principios estéticos y temáticos tanto de la, como de intenciones psicoanalistas, pero es muy interesante en la vid del pintor porque indica claramente el camino por le que circulará dos años después

Renée y el perro (1920)

Sin embargo pronto nos volvemos a encontrar con uno de lo esos saltos atrás que anunciaba antes, otros retratos de figuras pintados el año siguiente, (1921), indican nuevamente su búsqueda de la belleza en soluciones semi cubistas que tratan de simplificar el detalle, buscando soluciones más limpias y directas.

La pescadora de Banyuls (1921)

Mujer de Banyuls (1921)

Otro salto atrás, “El chaval” fue pintado en 1921. Algunos consideran una reinterpretación del “El Loco de Cerdañola” (1909), el cuadro premiado en la Exposición Internacional de Bruselas de 1910 y vendida al Gobierno Belga que marcó su entrada en el mundo de la pintura profesional. Parece que  en 1921, retoma el tema con el título de “El Chaval”, reinterpretando la escena de una forma próxima a la Nueva Objetividad que en este momento triunfa como vanguardismo en Alemania.

“El Chaval” (1921)

También de 1921 hay un cuadro importante en su obra. que coincide en título con uno de Courbert, del que se consideraba discípulo, “Les dormeuses” (Las dormidas), pero si en Courbert el asunto del óleo es un valiente posicionamiento en un  tema conflictivo y “tabú” de su sociedad, el lesbianismo, en Togores ese tema se diluye con la composición de las figura y deja al espectador que busqye sus propias conclusiones. Quizá ello pruebe que lo que le impresionaba de Coubert es su realismo y no su fuerza revolucionaria

Les dormeuses – Gustave Courbert

Les dormeuses – Josep de Togores (1921)

Pero este cuadro será tanto el canto del cisne en su pintura de la dureza de la Nueva Objetividad alemana, e incluso de la frialdad de sus últimos retratos, para pasar a abrazar a partir de ahora las propuestas del noucentisme catalán.

En 1922  regresa Josep de Togores a la Provenza francesa y ello se refleja en su obra en un resurgir de la pintura figurativa de corte clasicista. Couple à la plage (Pareja en la playa), pintado en este año marca la vuelta al realismo, Se trata de dos desnudos en escorzo de trazo preciso y directo, que tiene un tratamiento de la luz, que, siguiendo el gusto noucentista, da el volumen del desnudo buscando resaltar su aspecto estatuario rígido y estático, .

Couple à la plage (1922)

Utilizando una extensa paleta de color, Togores busca en la representación de los cuerpos mostrar simultáneamente dos aspecto en principio incompatibles, la presentación sensual de los ne desnudos, y su conceptualización abstracta, solución que aplicará en los desnudos, que se conviertiran a partir de este momento en un tema recurrente, en este periodo como en los retratos.

Desnudo con el brazo levantado (1922)

Desnudo de espaldas (1922)

Mujer peinándose (1924)

Mujer sentada (1922)

La hermana del artista (1922)

Jeunes filles de Bandol (1922)

Con este oleo doy por terminada la evolución que los retratos de Togores pasaron durante esta etapa. Sin embargo este pintor sigue dando sorpresas porque naturalmente aparte de figura pintó muchas otras cosas que muestran las distintas facetas que este pintor tuvo durante su vida, Pero eso serán tema para otros post.

Félix Maocho

La serie dedica al pintor Josep de Togores se compone de los
siguientes post:

31 julio 2015 - Posted by | General, Pintura |

2 comentarios »

  1. Artista completo y genial. Grande entre les grandes

    Comentario por Houston Bordas | 27 diciembre 2015 | Responder

    • Si pero tambien tiene su página obscura, Hacia 1918 encontrandose en dificultades económicas, trajajo para ls hermanos Junyer en la falsificacion de tablas románicas, Segun decklara en El Pais JOSÉ ÁNGEL MONTAÑÉS http://cultura.elpais.com/cultura/2015/11/07/actualidad/1446921656_275255.html

      “En una carta de 1918 dada a conocer por Ignasi Domènech, el pintor José Togores, que no pasaba por un buen momento económico, confesó a Miquel Utrillo que había aprendido a restaurar y que trabaja para los Junyer, pero le pedía que no lo explicara para que estos no se enfadaran”

      Comentario por felixmaocho | 27 diciembre 2015 | Responder


Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: