Felix Maocho

Para quien le interese lo que a nosotros nos interesa

Cocina para mileuristas – Salsa de Yougurt, ligera en calorías hecha en un minuto

Por Félix Maocho
2/2/2013

Por esta vez  no va a ser Cristina Galiano quien  haya dado la receta que lleva esta sección, sino yo mismo. Esta osadía se debe a que recientemente me han puesto a riguroso régimen de adelgazar y he tenido que experimentar alguna salsa ligera para conseguir comerme tanto las ensaladas, como las verduras a plancha, o cocidas  y sin sal. No es que no me gusten comer frutos de la huerta, que me agradan, aunque sin sal sean menos apetecibles, pero cuando ese plato vegetal, se transforma en la base de tu alimentación un día sí y otro también, y tratas de comer no solo lo normal, sino en tal cantidad, que te sacien el apetito, la cosa se pone un poco cuesta arriba y necesitas algún aliciente que te facilite semejante ingesta, más propia de un conejo, antes de padecer la quema del bosque donde habita, en el caso de las ensaladas, o después del incendio, en el caso de la plancha.

La salsa de yougurt es una salsa ligera, que además admite diversas variantes, que pueda sustituir al menos en parte, el abundante chorro de aceite o la Salsa mayonesa, para que nos vamos a engañar, más ricos, pero rigurosamente prohibida a causa de su abundancia en aceite.

Ingredientes:

                •      ! yougurt natural y sin azúcar bajo en grasas, yo utilizo normalmente la marca blanca de Alcampo, no creo que merezca la pena usar otro más caro.
                •      1 chorrito de aceite, digo un chorrito, es decir, en un vaso de agua, para un yougurt  dos/tres milímetros de aceite. Yo echo aceite de oliva virgen, de esos algo verdosos que tiene bastante sabor. Si vas tomar poco aceite, al menos que deje aroma. Eso si esos aceites son de más caros.
                • Mostaza, media cucharada de café, (cucharilla pequeña, menos si la cucharilla es de postre). Yo utilizo la Louit “finas hierbas”, de color marrón, no he hecho pruebas con las mostazas que ahora están de moda color amarillo canario, porque a mi no me gustan, pro supongo que el cambio no es muy significativo.
                • Orégano, seco picado, o mejor aun el equivalente en orégano fresco, una cucharilla de café, Yo utilizo un orégano fresco en tamaño grande, (me gusta mucho y lo uso para todo), de marca Carmencita.

A partir de aquí lo dejo a la imaginación del lector, yo no añado nada más, pero posiblemente combinaría bien con algunos de estos encurtidos alcaparras, aceitunas, picadas, o quizá algo de pepinillos en vinagre picado, quizá un poco de pimienta, o se puede añadirse o sustituir al Orégano, Cilantro, Tomillo, Estragón, Albahaca, Cebollino, Hierbabuena, Menta, Romero, etc., también muy picadas por perejil. En fin cualquier cosa que guste y que no añada muchas calorías al asunto.

También por Internet he encontrado una serie de variante que, (aun), no he probado, como añadir al yougurt, curry, o sustituir la mostaza por cucharada de ketchup, con lo que haríamos una “falsa salsa rosa”. Yo tengo la idea de sustituir en mi fórmula base el aceite por dos o tres mejillones en escabeche picados, porque esa es una de las cosas que me dejan comer y tiene bastante sabor, pero aun no he hecho la prueba.

Modo de hacerlo.

  1. Se toma el yougurt, y sin abrir la tapa se agita lo mas que se pueda a modo de coctelera con el fin de romper en la medida de lo posible su textura y transformarlo en una crema.
  2. Se echa todo el contenido de yougurt agitado, en el interior de un bote con reciclado con tapa, del tamaño más o menos del de los mermelada.
  3. Se cubre el yougurt dentro del bote con una capita de dos/tres milímetros de aceite de oliva virgen.
  4. Se añade media cucharilla de mostaza y la cucharilla de orégano y se revuelve todo con la misma cucharilla hasta que quede todo homogéneo. Si utilizas la mostaza marrón de Louit, el resultado es una salsa de un blanco algo matado, si y utilizas otra salsa quizá adquiera coloridos sorprendentes
  5. Fin, se prueba un poco y se añade un poco más mostaza u otra especie si se considerara conveniente, en general queda suave con aromas y ese punto ácido que tiene el yougurt. Su sabor recuerda bastante a la “Salsa de Yougurt” que venden en Mercadona.

Ya está en condiciones de alegrar las ensaladas verdes, las verduras a la plancha o las insípidas pechugas de pollo a la plancha y todo aquel plato que en condiciones normales hubiéramos sazonado con mayonesa, o u con un largo y generoso chorro de aceite.

Como se puede hacer inmediatamente antes de comer  se supone que la salsa sale fría ya que el yougurt que forma el 90% de la salsa sale de la nevera, y a esta temperatura es a la que se debe servir, Si lo haces con mucha antelación, o te sobra, dale a la salsa algo menos de caducidad que la que tuviera el yougurt porque pese a que lo puedas tapar, (de ahí usar un bote con tapa), al quedar mediado el yougurt se reseca y supongo que con el tiempo se estropee.

Yo no lo he congelado nunca, por que como se puede hacer en cantidades moderadas, (un yougurt da para dos tres raciones) y casi inmediatamente no merece la pena, pero sospecho que no habría inconveniente en hacerlo si quieres añadir luego una o dos bolas de este “helado al tupper que te lleves a la oficina.

Repasamos las condiciones que hemos impuesto para que una receta tenga derecho de entrar en nuestra “Cocina para Mileuristas”.

  • Ser económica. – Los ingredientes, exceptuando el chorrito de aceite, son de los considerados baratos.
  • Rápida  – Menos de un minuto desde que se empieza hasta que está lista para comer
  • Limpia –  Es la primera receta que solo mancha un cacharro un bote de cristal, aparte de un par de cucharillas de café.
  • Sana – Con pocas calorías y ayuda a devorar el “pasto” de pocas calorías que te sacia el apetito.
  • Agradable – Pues no sabe mal, al menos a mi gusto. Probarla un día y ya me diréis, aparte que puedes molificar la receta base hasta que encuentres una personalizada con ese puntito que te va.
  • Congelable – No lo se nunca lo he hecho, pero a mi juicio si, porque no hay textura que proteger.
  • Recalentable en el microondas – Pues se puede recalentar pero normalmente se toma fría.

Félix Maocho

Otras Recetas para mileuristas

 

 

Anuncios

2 febrero 2013 - Posted by | Cocina para Mileuristas | ,

2 comentarios »

  1. Habrá que probarla!! Gracias. Saludos

    Comentario por yanis | 3 febrero 2013 | Responder

  2. Es una buen idea :….. Mayonesa de régimen .BIEN………
    PEPA

    Comentario por Pepa | 3 febrero 2013 | Responder


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: