Felix Maocho

Para quien le interese lo que a nosotros nos interesa

Depende

ilusion_optica Nuestro cerebro a veces ve lo que quier ver. Y otras es posible engañarlo para que envíe una señal equivocada sobre una imagen con trampa. Me refiero tanto a las ilusiones ópticas como a las fotos retocadas por ordenador y por últmo al maquillaje.

También influye en la percepción la ropa, los colores, los dibujos… Es conocido el efecto “adelgazante” de vestirse de negro. Lo de las rayas horizontales o verticales –mito desmentido, por cierto- lo hemos oído muchas veces de nuestras madres. Y aquello de “este color sienta bien a quienes tienen este pelo/color de piel/loquesea” no suele faltar en las revistas de moda.

Más sorprendente que todos esos dichos o conocimientos populares puede resultar el hecho de que la misma imagen, la percibimos femenina o masculina dependiendo del contraste (ver imagen de arriba). Aunque, pensándolo un poco más, tiene sentido. El maquillaje es, en las mujeres, un arma para resaltar la femineidad en términos evolutivos. El carmín de labios, el perfilador y la sombra de ojos, el colorete en los pómulos … todo tendente a dar más contraste a los rasgos.

En otros casos, lo que vemos depende de la distancia a la que estemos. Por ejemplo, las imágenes del “ojo mágico” donde enfocar o desenfocar es la clave, o esta otra imagen:

jeckyll

Si te acercas a la pantalla, verás una mujer en el lado derecho, y un hombre en el izquierdo. Pero si te alejas. Más. Aléjate hasta dar 5 ó 6 pasos! Verás lo contrario.

Las ilusiones ópticas que a veces encontramos en libros e Internet son solo un reflejo de que la vida es como la queramos mirar. Existen aún más ambigüedades en el mundo real, despistándonos de lo importante. No se trata de si el vaso está medio vacío o medio lleno, sino de si realmente lo que creemos tener delante es cierto. Es decir, no es tanto una valoración subjetiva de un hecho objetivo, sino una incapacidad de ver el objeto desde el principio.

A tener en cuenta: las cosas no son lo que parecen en muchos casos. Ni es oro todo lo que reluce, ni la mente humana es a prueba de filtros. Pues si todo depende del cristal con el que se mire, hay que tener cuidado con que no hayan interpuesto uno entre lo que hay y lo que ves.

Ah, y según he leído hace poco, la belleza mata la inteligencia. (aunque sin efectos permanentes)

Nota: si eres lesbiana y te gustan las butchers puede que la imagen del principio te confunda. No lo digo por decir, que acabo de comprobarlo con una amiga. Y si, sin serlo, aún sigues sin ver un hombre a la derecha, y una mujer a la izquierda, plantéate algo, jajajaja. (es broma)

12 septiembre 2009 - Posted by | Miss Celánea |

Aún no hay comentarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto: