Felix Maocho

Para quien le interese lo que a nosotros nos interesa

Arte digital – El sector del libro y su posicionamiento ante el e-book

Una preocupación que tengo es si la Industria del libro en general, desde los propios escritores a los libreros, pasando por editores e impresores, están tomando posiciones para el cambio que se avecina en el sector con la inminente llegada de los dispositivos de lectura o ebooks, que están tardando en aparecer más de lo que tardaron en introducirse los dispositivos de música del tipo i Phone, que han removido hasta los cimientos la industria discográfica.

Hay que tener en cuenta que ya se encuentran en Internet miles de libros generalmente gratuitos tanto legales, por haber caducado los derechos intelectuales como ilegales, subidos por las personas para su copia en un movimiento igual que el que se dic en la música. Por suerte para la industria editorial, la lectura en pantalla cansa, por lo que no se ha generalizado la lectura de libros electrónicos, pero la aparición y divulgación de los ebooks puede hacer que esto cambie, pues eliminado el cansancio en la lectura en pantalla, ningún libro podrá competir con un aparato de su mismo tamaño y peso pero que en su interior tiene una biblioteca completa de obras que se han podido descargar de Internet la mayoría gratis total.

¿Cómo se enfrenta la industria del libro a este reto? El Jueves 4 de junio, se celebró en un pabellón portátil montado en la Feria del Libro de Madrid una mesa redonda que tenía como tema “El sector del libro y su posicionamiento ante el e-book”, a la que acudí interesado de saber de primera mano cual era el pensamiento de la Industria del Libro al respecto. Mi opinión de lo que en ella se dijo no puede ser más desoladora, la industria del libro parece abocada a cometer los mismos errores que cometió en su día la industria discográfica, y no solo eso sus integrantes lo saben pero como un “fatum” de tragedia griega, parecen abocados a realizarlos irremediablemente, por lo que poco a poco veremos caer este amplio sector que da trabajo a miles de personas de escritores a libres os pasando por editores e impresores, sin que muevan un solo dedo para aprovechar las oportunidades que los nuevos sistemas presentan, conformándose con continuar lo mas que puedan la actual estructura del negocio, condenada a desaparecer con los cambios tecnológicos.

La Mesa redonda La sala de la conferencia, de no extensas dimensiones, a la que acudí como interesado, se llenó casi totalmente, la mayoría de personas relacionadas con la industria del libro, autores, editores, libreros o impresores. Éramos unos 100 asistentes y tal como estaba previsto hablaron los siguientes ponentes:

Continúa

 

Guillermo Altares

Guillermo Altares. Director de Babelia, que actuó de moderador, Hizo la presentación del tema considerando el libro digital como inevitable, y aunque no catastrófico para la industria digital, si que la obliga a posicionarse, pues el mundo digital va cambiar las reglas que hasta hoy gobiernan el mundo del libro. Es decir dijo y nadie de los allí presentes le rebatió, que inevitablemente llegara el cambio y que hay salidas aunque cambien las circunstancias del negocio editorial. Este inicio, no podía ser más alentador. Lo saben y están tomando medidas para el cambio.

¿Cuales serán esas salidas que encuentran a su negocio?

Toni Cantó

Habló a continuación Toni Cantó, Director de Edit.cat, una editorial catalana que lanza simultáneamente los libros en papel y en digital, al tiempo que esta recuperando el fondo editorial y libros sin derechos de autor para lanzarlos en formato digital. Esperan para las navidades tener un catálogo digital de 500 libros. Los libros los lanzan con DRM y para dos tipos de lectores el Iliad y el de Sony.

Los libros sin derechos de autor los vendan a un euro, los libros del fondo editorial, descatalogados y por lo tanto sin utilidad comercial en el mercado del libro de papel, los venden a 5 euros, y el libro actual lo vendo con un gran descuento respecto del libro en papel. Reconoce no obstante que la mayoría de las ventas, han sido en libros de un euro, porque, supone, que los ha comprado gente que no tiene lector, pero siente la curiosidad de tener un fichero de un libro de e.book.

Aparte de vender directamente por la red, también venden en librerías donde te dan una especie de díptico con la portada del libro en la primera hoja y en el interior una clave que permite descargarse en casa por Internet la obra de la página de la editorial. El DRM da derecho a situar la obra en cuatro dispositivos diferentes que previamente hayas declarado. Bueno aquí tenemos un ejemplo del nuevo editor que se ha aventurado con todas las consecuencias a publicar libros digitales.

El primer problema que nos encontramos es, ¿Para qué aparato de lectura editamos?. En este momento hay varios modelos incompatibles entre sí, En España los más introducidos, (muy poco abundantes), son el Iliad y el de Sony aparatos que se caracterizan por leer ficheros protegidos con DRM es decir que no leen voluntariamente los miles de ficheros que ya existen en el mercado, sino solo los “legales” para su sistema. Primer error, ¿comprará alguien un aparato que casi no tiene títulos en la red y que además estos títulos si son de los deseados por el público serán caros?

Segundo error, ¿para qué el DRM?, si todos sabemos que con seguridad, que al primer “bestseller” que se divulgue con DRM, aparecerá alguien que lo rompa poniendo el libro gratis y libre en el mercado. Tony Canto reconoció que el DRM era una bobada y que además ponía en inferioridad el libro pagado frente al libro pirata. Concretamente dijo, que él, que venía del gremio de los libreros, lo único que quieren es facilidades para vender el libro, por lo que no lo quería, pero que había tenido que transigir, porque quienes proceden del gremio editorial, lo ponen como una condición “sine cua non” para dar los permisos de edición. El mismo error en el que se obcecaron las discográficas, fiando en la tecnología del DRM, la solución a sus problemas.

Lo de vender en la web y además en las librerías tiene sentido, cuanto más extensa sea la red de ventas mejor que mejor, lo que no se explica, por qué han buscado una forma tan compleja como que te den una clave para que te descargues el disco. ¿No sería más sencillo incluir un CD con el libro y en paz?. Por último. ¿Tiene sentido cobrar un euro por un libro?, ¿No sería más razonable hacer un CD, o un DVD, con los cien títulos más representativos de la cultura catalana y buscar un mecenas para regalarlos?, ¿Seria tan difícil convencer a la Caixa, a Avuí, o directamente a la Generalitat, para que paguen gastos y beneficios y regalen las 100 mejores obras en Catalán a los ciudadanos catalanes?.

Cometen el mismo error de la discográficas, no ver otra forma de ingreso diferente a cobrar por copia de la obra. Mal precedente el no buscar otras fuentes de financiación.

Luis Francisco Rodríguez

Luis Francisco Rodríguez, Director Ejecutivo de Publidisa, empresa que ofrece servios y asistencia técnica a los editores en sus proyectos digitales, también trabajan con DRM y tiene claro que más pronto o más tarde, se divulgarán entre el público aparatos en los que no sea incómodo leer, y que por fuerza arrastrarán a mucha gente, pues nada puede competir con el hecho de poderte llevar tu biblioteca contigo allí donde vayas.

Reconoce que el momento del libro electrónico no ha llegado y que todas las posiciones pueden ser correctas, las de los que investigan y se anticipan, tratando de estar bien posicionados para cuando ese momento llegue, y la de los que no hacen nada, esperando a que se consolide el mercado y se aclaren las incógnitas existentes para entrar en el nuevo mercado y los que tiene posiciones intermedias, experimentando lo mínimo en el mundo digital y evitando hacer inversiones de difícil retorno.

Todo lo que dijo Luis Francisco Rodríguez, es sensato, salvo que se emperrete en el DRM que tiene demostrada su impopularidad y que no evita que el particular busque la forma de dar una copia del libro a su amigo o a un desconocido en los medios de intercambio P2P, No ofrece ninguna política para hacer frente a esta realidad, ningún “modelo de negocio” alternativo al pago por copia, que ha demostrado ser un fracaso en Internet.

Jesús Badenes

esús Badenes, Director General de la División de Librerías, del Grupo Planeta, que hizo una exposición en la que quedó claro que saben lo que significa el libro digital, saben que ese cambio va a remover el negocio hasta los cimientos, pero no le preocupa, pues piensa que la industria del libro trabaja para llevar aquello que alguien que siente la necesidad de decir a otros que sienten la necesidad de escuchar y que eso analógico, o digital, alguien lo tendrá que hacer.

Así pues, la industria del libro de papel puede que desaparezca pero la industria del libro, como mensaje que parte de un autor y llega a un publico seguirá, aun que el soporte sea en el futuro el que sea. Ello exige estar preparados para que, cuando el cambio se produzca, sean los actuales implicados en la industria del libro los que gestionen la distribución y difusión del libro electrónico, pues si ellos no lo hacen otros lo harán en su lugar, pero también, considera que no hay que precipitarse, pues las inversiones a hacer son grandes y el retorno de dichas inversiones, actualmente es problemático.

Considera que el momento de invertir en digital no ha llegado y que hay muchas incógnitas que superar, los aparatos lectores actuales se quedarán pronto obsoletos, sustituidos por otros más modernos diferentes y baratos. Piensa que habrá diversos aparatos lectores, Pc, eReader, teléfonos móviles etc. por lo que piensa, que al igual que hoy se lanzan ediciones en tapas duras y libros de bolsillo, en el futuro, para un mismo libro se lanzarán ediciones para eReader, Pc,s teléfonos etc. y que en cada caso el contenido tendrá que adaptarse a las limitaciones y posibilidades que tenga el aparato lector.

Reconoce que el e-book ya está aquí, y pone el ejemplo de los libros de Editorial Aranzadi, que hoy están absolutamente digitalizados, y tiene un floreciente mercado entre los profesionales de derecho, igual pasa con la revista Nature, que va destinada al mundo científico, que han conseguido mejorar sus beneficios reduciendo de forma espectacular el coste de los ejemplares. Creo que de todos Jesús Badeneses el que lo tiene mas claro “la industria del libro, como mensaje que parte de un autor y llega a un publico seguirá”

Bien, lo tiene claro, pero no parece lo más seguro quedarse a verlas venir, ¿No convendría que se pusieran a ce cual será su puesto en el futuro? Puso un buen ejemplo al decir que el libro digital ya está aquí, pero yo puedo poner otro, las guías de teléfono prácticamente hay desaparecido, ya desapareció las páginas azules, y pronto desaparecerán el resto sustituidas por la guía electrónica.

No olvidemos que la tirada de las Guías de Madrid y Barcelona, superaban con mucho a la del mayor éxito editorial que se produjera. También han desaparecido las enciclopedias de todos los tipos desde la Brittanica a la Espasa pasando por las enciclopedias especializadas, de pájaros ibéricos, a arte gótico, igual da, todas sustituidas por la Wikipedia. Estas enciclopedias eran un característico libro de fondo editorial, de cualquier negocio editorial, esto si que afecta a las cuentas de las editoriales ya. Igual está pasando con todo lo referente a planos, tanto callejeros a atlas sustituidos por planos digitales.

También era un capítulo de las editoriales que han perdido. ¿Hasta cuando van a resistir sin mover ficha las editoriales? ¿No hay el riesgo de que se duerman y cuando quieran actuar sea tarde?

Los derechos de Autor, valor cero

Con todo nadie dijo lo que a ni me parece más obvio, que el fondo editorial que tienen, tendrá un valor casi nulo en el futuro mercado digital. Alguien cree que se leerá por ejemplo, Doctor Divago de Paternac, tal como lo concibió para la imprenta el autor, o será un libro lleno de linlks a la historia de la Revolución Rusa, y plagado de ilustraciones y multimedia.

Pensar como todos piensan, que tiene un gran tesoro en contenidos, en el fondo editorial del negocio, es una insensatez. Habrá que adaptar al nuevo medio todas las obras y habrá tanta oferta por parte de la editoriales, que el valor de los contenidos será próximo a cero, sobre todo si tienen que competir en esa oferta con Google Books y las Bibliotecas Nacionales.

En fin un desastre.

Otros post de Arte digital

8 julio 2009 - Posted by | Arte Digital |

15 comentarios »

  1. Gracias por el artículo, interesante ver las opiniones de la industria del libro. También muy interesante la metáfora de la tragedia griega.

    Estás equivocado al afirmar que las descargas de libros cuyos derechos no han expirado son ilegales, por algo se inventó la copia privada, pero eso sería tema para otro debate. Tal vez te refirieses a publicarlos en web, no a descargarlo.

    También estás equivocado al afirmar que el Sony Reader y el iLiad sólo leen libros con DRM. Ambos soportan PDFs y otros formatos sin DRM. Por cierto, yo tengo un iLiad y te puedo asegurar que los libros los leo sin DRM. Incluso 2 que compré, primero los desprotegí y después los leí sin DRM.

    Naturalmente, es patético que quieran vender el código de descarga en librería.

    Sobre los ponentes:

    Cantó: su suposición de que la gente compra a un euro porque no tiene lector es ridícula en extremo. La gente compra a un euro porque eso sale 5 veces más barato que comprar a 5 euros. Simple ley de oferta y demanda, lo más caro se vende menos. Además, nadie compra un libro electrónico sólo por la curiosidad de tener uno. Hay en Internet miles que son gratuitos. Si es por curiosidad, te puedes bajar uno cualquiera.

    Además, llama la atención la estructura de precios. El autor recibe en torno a un euro por libro vendido. En aquellos libros que el autor no recibe nada, por estar en el dominio público, ponen el precio de un euro. En los libros descatalogados lo ponen a 5 euros, y en los otros todavía más caro. Eso no tiene sentido. Si el autor recibe 1 euro, el precio del descatalogado debería ser de 2 euros. Incluso en muchos libros no descatalogados el precio debería ser de 2 euros, por ser de poca demanda aunque todavía estén en catálogo. Sólo para novedades que además sean best-sellers el precio debería ser superior.

    En otras palabras, en un medio donde es difícil conseguir que te paguen algo (Internet), pretenden cobrar por el dominio público (cuando otras webs lo están dando gratis), y además cobrar 5 euros por algo que fuera de Internet no se vende.

    Continúo en otro mensaje, que tengo ya ganas de publicar este, y esto va para largo…

    Comentario por Krigan | 14 julio 2009 | Responder

  2. (continuación)

    Rodríguez: en mi opinión, está equivocado al suponer que no ir a Internet ya mismo es también una opción válida. Si no toman posiciones ahora, ¿cuándo esperan hacerlo? ¿Cuando ya todos los internautas nos estemos bajando los libros del p2p?

    Badenes: lo mismo. Tiene razón cuando dice que la industria del libro seguirá, pero ¿será con ellos? El que no se meta ahora quedará fuera, e incluso el que se meta ahora lo va a tener difícil para competir con Google Books y el p2p, además de con Manybooks.net y Feedbooks (estas 2 últimas son de libros en el dominio público o incluso la última también libros con licencia libre).

    Además, eso de que es necesario lanzar diferentes ediciones según el tipo de aparato es cierto sólo para algunos casos. Para la gran mayoría de los libros un formato reflowable (adaptable al tamaño de pantalla, como las páginas web) se verá bien en cualquier aparato. ePub y Mobipocket son los 2 principales formatos de este tipo. Yo he estado leyendo parte de un libro Mobipocket en mi móvil, que es de pantalla “normal” (no de esos móviles con pantalla grande), y el libro se leía con comodidad (aunque no en la configuración por defecto, tuve que aumentarle el tamaño de letra).

    En definitiva, comparto tu conclusión de que se están arriesgando a que cuando se quieran mover ya sea demasiado tarde. Además de eso, el DRM y las estructuras de precios disparatadas, muy por encima de lo que un internauta está dispuesto a pagar.

    Comentario por Krigan | 14 julio 2009 | Responder

  3. #Krigan

    Con la ley en la mano, copiar gratis por cualquier medio un libro con Derechos de Autor es ilegal. Otra cosa es que lo podamos hacer todos en la intimidad de nuestra casa, porque tenemos medios mecánicos suficientes para hacerlo para hacerlo. Igualmente casi todos nos excedemos en los limites de velocidad, porque tenemos coches y carreteras sobradamente capaces de soportarlo y eso no lo hace legal.

    No pienso discutir este punto una vez más, mientras exista la actual superada, obsoleta y absurda Ley de la Propiedad Intelectual actual. Nadie me va a convencer de otra cosa.

    En lo que desde luego estaba equip vocado es que los lectores leen otros ficheros diferentes a las propietarios como el molestísimo PDF.

    respecto de los DRM mi opinión es que son una solemne tontería, pues cualquier dispositivo que se invente hoy o en el futuro podrá saltarse sin ninguna dificultad, por tanto solo es una molestia para el lector legal, lo que ya es el colmo del despropósito.

    Respecto de los precios, no hay que olvidar nunca el aforismo que dice “Es de necios confundir el valor con el precio”. Desconozco lo que cobran los autores, si es un euro o tres, dependerá de la negociación que consiga su agente literario con las editoriales, pero el precio final se calcula a partir de lo que el editor estima que puede cobrar al publico, independientemente del coste de la obra en si, y lo que cobra el autor es solo una partida de las muchas que forman el coste final. por tanto es casi irrelevante.

    Yo sobre si es caro o barato no opino, cuando compro decido sobre la marcha si me interesa o no al precio que me ofrecen y nunca entro en cálculos de costes. ¿Un café en un bar a 1,30 € es caro o barato? pues no lo se ni me importa si me quiero tomar un café en un bar lo pago y en paz.

    Creo que en Internet con una oferta gratuita de facto inmensa, el precio tiene que ser muy moderado, pero si las descargas del politono para el móvil están a un euro y se venden, por qué no se van a vender libros, cada cual que ponga los precios que quiera que el mercado dirá si acertó o no.

    Yo si fuera del gremio buscaría financiacion por otras vías alternativas pues me parecen más realistas. En el caso de Cantó doy algunas que me parecen mas realistas que la suya.
    Ayer estuve viendo una película de una hora de duración que se llama HOME https://felixmaocho.wordpress.com/2009/07/13/videojoyas-home/ esponsorizada, yo creo que por ahí va el futuro pero no soy profeta. de paso si estas de vacaciones, (dura una hora) y tienes un ADSL mediano tirando a bueno, (es HD), te aconsejo que veas.

    Si la gente lo compra por leerlo y/o por tenerlo. Por ejemplo puede que lo compren para estudiar como se salta el DRM. Todas las especulaciones son posibles, porque realmente nadie ha hecho un estudio de mercado al respecto. La de Cantó no me parece del todo insensata pero cloro esta i él así lo dio a entender puede ser errónea, es solo una explicación posible.

    Respecto de Rodriguez, Opino como él que se puede tener cualquier postura, unos se arriesgan por las ventajas de ser los pioneros y otros esperan a ver la cosa más clara. Ser pionero no te garantiza el éxito y muchos fracasan, no debemos olvidar que ese fue el fracaso de la “Burbuja.com” igual que fue el éxito de Amazón o eBay. Llegar después en muchos casos no es inconveniente, es por ejemplo la tradicional postura de Apple y es el caso del buscador de Google y a ninguno de los dos les va mal.

    El problema es si merecerá alguna vez en este negocio o va a ser mas negocio dedicarse a otra cosa, relacionada o no, con la industria del libro. Por ejemplo yo conozco una editorial especializada en hacer los manuales de uso de tropecientos idiomas, para todo tipo de aparatos, que se está forrando y no llama la atención en el mercado, pero todos tendremos en nuestra casa alguna de sus publicaciones que han venido con el aparato del TDT, o con un mueble de Ikea. Ellos se dedican a traducir (vía Internet con traductores locales y a imprimir según las indicaciones de los fabricantes, desde el catálogo multicolor de un fabricante de coches a tiradas ingentes para la Nintendo-

    Lo que es cierto es que aunque les demos el nombre de intermediarios alguien tiene que asumir el trabajo dar a conocer al publico la obra de un autor. Ciertamente lo puede hacer el autor personalmente pero no da resultado, es lo que intentan todos los autores primerizos pero para ser Ruiz Zafon necesitas una editorial detrás te guste o no te guste., y eso seguirá siendo así en el futuro es un trabajo que no hace Google Books y muy poco Amazoón por tanto ahí hay trabajo en el futuro y quien más sabe de eso son las editoriales como las discográficas son las que mas saben de lanzar músicos.

    Comentario por felixmaocho | 14 julio 2009 | Responder

  4. Con la ley en la mano:

    http://civil.udg.es/normacivil/estatal/reals/Lpi.html#a031

    Art. 31.2:

    “2. No necesita autorización del autor la reproducción, en cualquier soporte, de obras ya divulgadas cuando se lleve a cabo por una persona física para su uso privado a partir de obras a las que haya accedido legalmente y la copia obtenida no sea objeto de una utilización colectiva ni lucrativa, sin perjuicio de la compensación equitativa prevista en el artículo 25, que deberá tener en cuenta si se aplican a tales obras las medidas a las que se refiere el artículo 161. Quedan excluidas de lo dispuesto en este apartado las bases de datos electrónicas y, en aplicación del artículo 99.a), los programas de ordenador.”

    En efecto, el pdf no es un formato adecuado para los libros electrónicos, a no ser que vayas a imprimirlos. Para leerlos no es adecuado.

    En cuanto al precio, yo mismo dije que los libros de mayor demanda podrían tener un precio superior, pero ¿libros descatalogados? Si están descatalogados es que no tienen mucha demanda. De hecho, muchos libros del dominio público tienen mucha mayor demanda que un libro descatalogado. Por poner un ejemplo entre miles, Ivanhoe se sigue reeditando continuamente. Poner los unos a un euro y los otros a 5 claramente carece de sentido.

    Cuando alguien compra un libro, yo supongo que es para leerlo, ¿no? A mí me da que no quieren enfrentarse a la realidad: si cuesta 5 euros no se vende. De ahí que se hagan la ilusión de que las muchas ventas a un euro son de gente que no tiene lector, y que lo compran por probar.

    Ser pionero no te garantiza el éxito, y también eso lo dije, que incluso lanzándose ahora lo tienen difícil. Ahora bien, ¿pueden esperar? Es cierto que a veces el que llega después es el que triunfa, pero esto no es frecuente en Internet. Casi todas las punt-com que se han llevado el gato al agua han sido pioneras en su campo.

    Google es un mal ejemplo, su éxito le vino de descubrir un algoritmo revolucionario para las búsquedas, pero eso no es muy común, los algoritmos revolucionarios no surgen todos los días, y de hecho en la gran mayoría de las punto-com de éxito no hay nada que sea tecnológicamente revolucionario, simplemente fueron las primeras o casi en algo. ¿Un ejemplo? Amazon.

    Las editoriales siguen con una concepción muy arcaica de lo que es vender libros en Internet. Se creen que la cosa es como en los libros impresos: el editor selecciona el libro, sus empleados preparan la edición (corregir pruebas, maquetar, diseño de cubierta), lo mandan a imprenta, y se lo dan al distribuidor, el cual lo repartirá entre las tiendas. Tal vez al libro se le haga algo (o mucho) de promoción.

    Sin embargo, en Internet las cosas son muy distintas. Fíjate que hablo en presente, te estoy contando de cómo se hace ya actualmente en Scribd, Lulu.com, Bubok, Feedbooks, etc.

    No se selecciona el libro, porque eso es perder tiempo y dinero. A diferencia de una tirada, no pasa nada malo si publicas en Internet un libro de cual no se vende ni un ejemplar. Un libro ocupa menos de un mega en el disco duro de los servidores, y el coste de eso es casi cero. Pagar a alguien para que lo lea (para seleccionarlo) sale muchísimo mas caro.

    Corregir las pruebas lo hace el escritor. A no ser que sea famoso, nadie quiere hacerlo por él, precisamente porque se sigue la regla de no seleccionar el libro, se publica cualquier libro que envíe cualquiera.

    La maquetación no existe en formatos como Mobipocket y ePub, que son precisamente los más adecuados para el libro electrónico. El escritor ha terminado de escribir el libro con el procesador de textos, correcciones incluidas. Abre un programa conversor, le da a un botón, y ya tienes el libro “maquetado” (listo para publicar). No necesitas diseñar la cubierta porque los libros electrónicos no llevan cubierta.

    El distribuidor no existe, y la tienda es una web accesible a nivel mundial. Los propios lectores ya seleccionarán lo que les interese, mediante votaciones de otros lectores, recomendaciones en webs sociales, etiquetas, etc. La promoción la hace el escritor, anunciando el libro entre sus relaciones, en su blog, etc. Si tiene éxito bien, y si no, será uno más entre miles. Sí que hay libros que han tenido un éxito tremendo exclusivamente por su promoción en Internet. “Copia este libro” de David Bravo, por ejemplo.

    Si te explico todo esto es porque es importante comprender que la web donde esté el libro pasa a serlo todo: editor, distribuidor y tienda. Por supuesto, puede estar en más de una. En ese sentido, lo que hacen los editores norteamericanos con Amazon y su Kindle es un error, o montas tu propia web, o estarás fuera del negocio en pocos años.

    Naturalmente, lo que hacen muchas editores españoles (esperar sin hacer nada) es también un error. Hay un buen puñado de punto-com tomando posiciones ahora mismo, con Google a la cabeza, esperar es un suicidio.

    Se da además la circunstancia de que los editores españoles ni siquiera fueron lo suficientemente previsores como para asegurarse por contrato los derechos de Internet de los libros, tales derechos siguen en manos de los autores y sus herederos, así que los editores españoles ni siquiera van a poder pasarse unas décadas viviendo de las rentas hasta que se extingan los derechos de los libros ya publicados. Los agentes literarios son conscientes de ello, y sus autores sólo firman contratos a corto plazo para Internet.

    También está el muy amplio grupo de los libros del dominio público, que incluye infinidad de libros famosos (los de Lovecraft están en esa situación). Como ya dije, ya hay webs especializadas en ellos, y los están dando gratis. De momento hay poco en castellano, pero es sólo cuestión de tiempo que estas webs dediquen más atención a idiomas distintos del inglés. Feedbooks ya tiene sección en castellano y en francés:

    http://www.feedbooks.com/books?lang=es

    En castellano son pocos (unos 70), pero en francés ya son casi 400 libros los que tienen, y en inglés unos 1.700.

    Comentario por Krigan | 14 julio 2009 | Responder

  5. Krigan

    No pienso entrar en polémica, toma un libro tuyo y vete a una empresa de fotocopias a que te lo reproduzcan , ellos te contarán lo que es legal y lo que no.

    De los precios no opino, ya se encargará el mercado, pero el problema es que aun no existen lectores adecuados para leer novelas, ya hay cuatro aparatos vendidos por ahí pero no forman masa, por tanto no puede haber mercado por el momento y personalmente no creo que un aparato que solo valga para leer se venda en España, si se divulgan los lPhone es posible que se usen para leer fuera de casa en el autobús y sitios así.

    Creo que no tienes en cuenta muchos costes para hacer libros digitales, al menos los que están en ello decían que era un asunto en el que había que meter muchos millones y que no tenían claro el retorno del dinero. Tu solo tienes en cuenta el coste de hacer el fichero y no todos, pero el coste mayor es darlo a conocer, hay que tener un portal conocido, una gran selección de libros, hacer publicidad del portal, dar a conocer nuevos autores, en fin que no es fácil, ¿Cuantos autores se han hecho famosos con Lulu?.

    Por otra parte mi opinión personal, (y por tanto muy discutible), es que la simple transcripción digital de libros no es suficiente, este medio no esta hecho para leer libros, como la radio no son periódicos leidos, o la television no es dar una película detrás de otra, que son muy largas, y se aguanta mejor las series televisivas que son mas cortas y mas dinámicas.

    Habrá que adaptar las obras a Internet, (o escribirlas especialmente para ese medio), como se adaptan las novelas al cine, o incluso las obras de teatro que se podían filmar y ya está y ese será un proceso muy caro. Pero te imaginas lo que puede ser una inadaptación al medio de una obra de Lovecraf.

    Los derechos de los libros tal cual están ahora, creo que tiene un valor que tiende a cero, pues la oferta va a ser muchísimo más abundante que la demanda. Yo tengo 6000 libros en un CD que me pasó no se quien y la verdad es que me da pereza leerlos en pantalla y hay de todo de clásicos a Alatriste.

    ¿Tu crees que alguien lera El Señor de los Anillos por Internet? Yo creo que habra que adaptarlo, pues no me imagino ese texto sin miles de links al mapa, juegos de ordenador entre Orcos y Elfos y cosas por el estilo.

    Comentario por felixmaocho | 14 julio 2009 | Responder

  6. Conozco ya un caso de una persona tecnófoba que se ha comprado un lector, y si yo conozco un caso, seguro que hay ya miles tan sólo en España. Insisto en que es una persona tecnófoba. Al principio estos cacharros sólo los comprábamos los tecnófilos, pero ya se están empezando a extender entre el gran público.

    Otra posibilidad es lo que tú dices, el iPhone y otros móviles de pantalla grande. Las descargas de aplicaciones para leer libros en el iPhone se cuentan literalmente por millones.

    En cuanto a los costes, ellos sabrán. A mí no me parece que Leer-e haya invertido millones de euros, son sólo una pequeña tienda de Navarra.

    http://tienda.leer-e.es/index.php

    Tu idea de adaptar el libro a los nuevos tiempos es interesante, y seguramente se hará en algunos casos, pero yo leo con placer los libros en mi iLiad, y no voy a dejar de leer libros que son “sólo texto”. Es más, cuando una película basada en un libro tiene éxito, ello estimula mucho las ventas del correspondiente libro. La gente no razona en términos de “si ya he visto la película, ¿para qué voy a leer el libro?”.

    Le puedes añadir al asunto todo el multimedia y todas las virguerías que quieras, lo puedes hacer desde hace tiempo en un DVD, pero muchísima gente sigue queriendo libros de “sólo texto”. Los libros con CD/DVD incluido, que se suponía que iban a ser la repanocha, acabaron teniendo un éxito bastante limitado. Las pocas veces que me he comprado uno, ha sido por el libro, no por el CD/DVD. Repito que tu idea me parece interesante, y estoy seguro de que se hará en muchos casos, pero seguirá habiendo mucha demanda para lo otro.

    Los enlaces al mapa son algo soportado por ePub, y creo que también por Mobipocket. Sigue siendo el mismo libro de siempre, sólo que ahora vas al mapa de otra forma. En el libro impreso también hay mapa.

    Comentario por Krigan | 14 julio 2009 | Responder

    • En ningún sitio he dicho que el libro digital acabe con el texto. El que quiera leer libros segura leyendo libros, pero el soporte para el que se inventó el libro es el papel. Como tu bien dices quien va a ver una película basada en una novel luego con frecuencia quiere leer la novela, pero lo que no soportaría es una película donde un señor lee en voz alta la novela. Para adaptar la novela al cine ha sido necesaria transformar muchas cosas, podar algunas y añadir otras, es siempre una obra derivada.

      Mi opinión que el soporte digital tiene ventajas e inconvenientes que no tiene el soporte de papel y habra que adaptar las obras a las posibilidades de ese soporte y que la sola transposición del papel a la pantalla no hace muy digerible el texto. Pero esto como te digo es una opinión mía y por lo q tanto sujeto a mucho error.

      De ello se deriva una predicción, los derechos de transposición de un texto a un soporte digital casi no tiene valor económico. pues va a haber muchisima mas oferta de derechos que demanda de textos, razón por la cual se arruinarán todos los que están acumulando derechos de edición digital con fines especulativos. y Google no sacará nunca rendimiento de su trabajo en Google books.

      Creo que lo que se impondrá en Internet como literatura será algo mucho mas parecidos un videojuego que a un texto. Mi opinión es que en primera aproximación será más o menos un híbrido de ambas cosas, algo que también se aleja de los DVD con películas.

      No obstante siempre quedará el puro texto en determinados sectores como son libros de consulta no solo enciclopedias o Wikipiedias, sino libros ticónicos, manual es etc. Pero incluso la Wikipedia está evolucionando poco a poco hacia la multimedia y tiene cierta capacidad interactiva con el lector, algo que no tenía la Enciclopedia Britanica ni Encarta.

      Bueno me estoy saliendo del tema y entrando en lo que yo llamo el lenguaje Netgráfico, que en mi opinión aun está por descubrir.

      Comentario por felixmaocho | 15 julio 2009 | Responder

      • Google se va a forrar (una vez más) con Google Books, a nada que las editoriales no le pongan demasiadas trabas tontas a lo que pretende hacer. Es cierto que planea vender libros, pero dudo mucho que conceptúen la venta de libros como su negocio principal. Eso está para camelar a los editores, los cuales querían inicialmente prohibir Google books.

        El negocio de Google siempre han sido las búsquedas, así que lo que quiere Google es que todos podamos buscar no sólo en la web, sino también en los libros. De hecho, para eso se inventó Google Books, lo de vender libros es un añadido posterior que a día de hoy ni siquiera está en funcionamiento.

        En libros técnicos es una idea muy interesante, y también es interesante para estudiantes y eruditos en las obras literarias, filosóficas, etc. No es la única vez que Google tira por el mercado de estudiantes y eruditos, también tienen Google Scholar (Scholar significa precisamente erudito en inglés) para artículos científicos.

        Vamos, que llegado el momento Google está dispuesta a dar el libro gratis, y de hecho ya lo hace con las obras del dominio público.

        Si a Google en realidad no le interesan las ventas, ¿por que dije en otro mensaje que Google Books es un peligro para las editoriales? Pues precisamente porque está dispuesta a dar los libros gratis, y tiene ya digitalizadas una burrada de obras, y un montonazo de ellas son del dominio público, y están en mogollón de idiomas.

        De cara al que sólo quiera descargar un libro, Google Books puede ser como un Feedbooks, pero a lo bestia y en castellano, o en chino si a eso vamos. A Google, mientras veas su publicidad, le da lo mismo si eres alguien que busca dentro de un libro, o alguien que busca un libro para descargar.

        Entretanto, las editoriales españolas mirando cómo vuelan las moscas. “Es que invertir es muy caro” dicen.

        Comentario por Krigan | 15 julio 2009

  7. De momento Google ha hecho una inversión bestial no solo en digitalizar, sino en indexar y dar host a libros de escasisima demanda y no ha visto beneficios ni tiene claro cual es el modelo de negocio.

    ¿Los verá en el futuro? – Pues quien sabe.

    Google tiene un negocio claro Adwords y Adsense, los demás son claramente deficitarios. Youtube el que más, pero también lo es Blogger, Gmail, Maps, Orkut, Ubuntu, todos los Google Docs, Googles Analitics y similares. Realmente lo tiene dificil para explicar el porqué de sus inversiones a un Consejo de Administración riguroso.

    ¿Hasta cuando podrá mantener negocios deficitarios sin que los accionistas no pongan el grito en el cielo? – Hasta que sean incapaces de dar más beneficios por acción a partir de lo único que les funciona en la actualidad, Adsense y Adwords.

    Realmente fríamente mirado y desde el punto de vista empresarial Google es una serie ininterrumpida de éxitos de público y de desastres empresariales, ocultados bajo el manto de los generosos beneficios de únicamente dos de sus divisiones.

    ¿Cuando ocurrirá eso? Dentro de tres o cuatro años, los aumentos de ingresos en progresión logaritmica decrecen pasados unos cuantos ciclos. La publicidad contextual se saturará y aparecerá competencia próximamente.

    Comentario por felixmaocho | 15 julio 2009 | Responder

  8. […] El sector del libro y su posicionamiento ante el e-bookfelixmaocho.wordpress.com/2009/07/08/arte-digital-el-sector-… por zadak hace pocos segundos […]

    Pingback por El sector del libro y su posicionamiento ante el e-book | 26 julio 2009 | Responder

  9. Krigan, de tus exposiciones saco dos conclusiones:

    1 – No has tenido un lector de Ebooks en tus manos nunca y no conoces sus posibilidades reales.

    2 – Tienes intereses espúreos en el mundo editorial.

    Mal que te pese, es lo que hay y habrá.

    Comentario por erea | 22 agosto 2009 | Responder

    • #9 erea creo que te equivocas.

      En la medida que yo conozco a Krigan, se que tiene y utiliza un iLiad, (repasa el comentario 6). Es más, es uno de los pocos que conozco que lo posea.

      En lo referente a si tienes intereses en mundo editorial, no lo se con seguridad, pero por lo que yo sé de Krigan, tanto por estos comentarios, como por los más abundantes y continuados en el blog de eDans http://www.enriquedans.com/ , pienso que también estas confundido, pues si Krigan los tuviera, lo diría. No se ajusta a su estilo y forma de ser, una actitud como la que indicas.

      Comentario por felixmaocho | 22 agosto 2009 | Responder

      • En efecto, tengo un iLiad, y debí ser de los primeros en España en tener un aparato de tinta electrónica (lo compré en la primavera del 2007). No tengo ningún interés en el mundo editorial, y parece como si erea no hubiera entendido mis comentarios, dado que a mí no me pesa en absoluto que los lectores de tinta electrónica sean el futuro, me parece que eso es un progreso.

        Comentario por Krigan | 27 agosto 2009

  10. hola a todos:

    No creo que hoy por hoy, ni en los próximos 5 años nadie se vaya a hacer rico vendiendo pdf. Ni tan siquiera creo que sea éste el formato definitivo. Pero vender libros por internet sí es un pedazo de negocio. Y quizás también lo sea en un futuro cercano vender audios de las novelas. Yo veo internet como lo que es la radio a la música. Que nadie en el futuro espere vender ni un libro si no tiene presencia en este medio.
    El ebook, como mucho, sustituirá, y eso a la larga, al libro de bolsillo. Un libro cualquiera, de media, creación y envío, puede costar alrededor de 3 o 4€, si tienes en cuenta que no creo que ninguna editorial consiga mas de 2€ de beneficio por libro vendido en librería, conseguir vender por internet es el choyazo del siglo.
    Pero para vender por internet hay que atraer a la gente a tu web y confiar en que si tratas al señor que te da de comer con el respeto que se merece y no como si fuera un ladrón de bolsos cualquiera te acabe comprando la novela.

    Hoy en día, pese a lo que digan algunos, entre las distribuidoras y el librero se pueden llevar el 75% del precio final del libro. Y solo puedes vender en tu territorio. Con internet, para el librero sobran las distribuidoras, que pueden pactar con el escritor un precio mucho mejor para un libro que con una editorial. Y para el lector internauta sobra hasta el librero, serán los bloguers los que en el futuro tomarán su lugar aconsejando unos libros o otros. Lo que me cuesta entender es para que quiero yo a amazon con lo fácil que es vender directamente mi libro. Google llevará directamente al lector hasta mi web, y si éste es bueno también lo harán los bloguers con los que los escritores estarán en simbiosis.
    Amazón a triunfado por la costumbre que tiene la gente de proyectar los esquemas de la vida real a internet. Pero el tiempo impondrá su realidad y lo práctico vencerá. ¿Para que le va a dar Zafón 20€ de su libro a la editorial si los puede ganar él? Por ahora todo esto es un futurible pero yo como soy un poco… loco? Ya me posiciono y empiezo a hacer las cosas como creo se deben a hacer. Lo mas seguro es que me coma los mocos y que dentro de un par de años me haya gastado un pastón y perdido un tiempo precioso para acabar haciendo lo mismo que todo escritor hijo de vecino… emprender una diáspora entre agentes y editoriales. O no.
    Soy escritor, me encanta escribir y no dejaré de hacerlo me de o no dinero. Mi pretensión es poder vivir cómodamente de esto. Mi sueño no es tener 50 millones de euros sino cincuenta millones de lectores (aunque los 50 millones de euros tampoco vendrían mal).
    Por mi trabajo estoy en contacto con todo un fluir de ideas brutales que me han hecho reflexionar mucho sobre la sociedad de la información. Hoy en día conseguir dinero no es prioritario para ninguna empresa que se precie. Lo importante es valorizarla, el dinero vendrá después. Con google parece muy obvio pero… ¿que vende nike, o cocacola? ¿ropa, refrescos? No, el precio de producción de una camiseta nike o de una cocacola no llega ni al 30%. Ellos venden marca, y su negocio es conseguir valorizar esa marca. Google hace lo mismo con todos esos negocios no lucrativos. Y un escritor debe hacer lo mismo. No importa cuantos libros vendas, lo que importa es cuanto valor social tienes, las ventas y el dinero ya llegarán.
    Yo ya he sacado una novela a la red, puedes escuchar el audio gravado por mí gratuitamente en esta dirección: http://poderato.com/vicensjordana/motor-origen-por-vicens-jordana. En su momento, cuando la web esté bien acabada solo 5 capítulos estarán disponibles gratuitamente, el resto costarán 6€. Habrá una versión impresa por 15€ que te llegará a casa, y el texto será gratuito siempre.
    Ya está lista una nueva novela de ciencia ficción con estructura de fantasía épica. Mientras que la anterior, “Motor Origen”, fue creada como una novela al estilo clásico. Esta esta pensada para el multiformato. Habrá contenido para ser impreso, pero también muchas cosas, mapas, ensayos, personajes e historias paralelas que solo podrán ser consultadas online.
    Tenemos que pensar que éste, el cibermundo, es un mundo nuevo. Todo lo que decimos o dejamos de decir no son mas que especulaciones, mas o menos inteligentes, pero especulaciones. El futuro está por venir y todo por probar. Las editoriales en activo no van a hacer de conejillo de indias, ellas al fin y al cavo ya se ganan la vida, seremos muchos, los que nacemos ahora (nuevos escritores, nuevos editores y emprendedores) los que nos tocará arriesgar en esta nueva américa y muchos seremos los que triunfemos y muchos los que nos quedemos por el camino. Y si alguien triunfa y se hace rico con un buscador de libros o cualquier otro invento, tranquilo, ya vendrá planeta, o otra grande y te lo comprará.
    Vicens Jordana

    Comentario por Vicens Jordana | 17 enero 2010 | Responder

    • Hay tanto tema en tu comentario, que le iré respondiendo por partes. Lamento no empezar ahora, pero no tengo en este momento tiempo de hacerlo en condiciones. Solo quiero en aprovechar para darte las gracias por tu comentarios y asegurarte que cuando pueda,iré contestando/comentando poco a poco a tu largo post.

      Comentario por felixmaocho | 18 enero 2010 | Responder


Responder a Krigan Cancelar respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto: