Felix Maocho

Para quien le interese lo que a nosotros nos interesa

Huerto familiar – Cultivo del pimiento

Por Félix Maocho
 3/2/10

 Descripción general

 Dada la cantidad de variedades de plantas de pimiento, la descripción se ajusta a las necesidades que tiene la gran mayoría de ellas, pero puede ocurrir que determinadas variedades se aparte mucho de estos requerimientos por lo que habrá que consultar al suministrador los específicos de la variedad.

El pimiento procede de la zona de Bolivia y Perú, donde además de Capsicum annuum L. se cultivaban al menos otras cuatro especies. Fue traído a Europa por Colón en su primer viaje (1493). En el siglo XVI ya se había difundido su cultivo en España, desde donde se distribuyó al resto de Europa, los portugueses en sus intercambios comerciales, extendieron el cultivo por Asia.

Planta de la familia de las Solanaceae, especie Capsicum annuum L. planta: herbácea perenne, con ciclo de cultivo anual, de porte variable entre los 0,5 metros (en determinadas variedades de cultivo al aire libre) y más de 2 metros (gran parte de los híbridos cultivados en invernadero)..

El pimiento es una de las hortalizas más populares. Incluso si no tienes jardín o huerto, puedes cultivarlos en algunas de sus variedades en tiestos en la terraza. Eso sí, necesitan sol.

 Pertenece a la familia de las Solanáceas, como el tomate, la patata y la berenjena.  Forma un arbustillo que alcanza desde los 50 cm. de altura y hasta 2 metros las variedades de invernadero.

Existen muchos  tipos de pimientos tanto en la forma, alargados, de 3 ó 4 picos, cuadrados, achatados, etc. como en los colores, rojo, verde, amarillo y en el sabor, variedades dulces o variedades picantes incluso hay variedades decorativas los llamados “pimientos o guindillas ornamentales”. La mayoría de los pimientos son de color rojo o naranja, pero también se ofrecen variedades blancas, amarillas y moradas.

Varían tanto el tamaño que alcanzan como las ramificaciones que producen y en e función de ello variará también el tamaño de su sistema reticular  Por ello mos centramos en el cultivo de pimientos comestibles de tamaño superior a los siete centímetros y de cuerpo carnoso, dejando aparte las guindillas y otros tipos de variedades de la misma familia.  

El sistema radicular profundo, si el suelo lo permite, es planta adecuada para plantar en bancales profundos, con numerosas raíces que parten horizontalmente de la raíz que pueden alcanzar una longitud entre 50 centímetros y 1 metro.

El tallo principal es de crecimiento limitado y erecto. A partir de cierta altura (“cruz”) emite 2 o 3 ramificaciones (dependiendo de la variedad) y continua ramificándose de dos en dos hasta el final de su ciclo, después de producir varias hojas em el tallo de forma alterna se vuelve a bifurcar repitiéndose el ciclo indefinidamente hasta el final de la rama..

La hoja: es entera, lampiña y lanceolada, con un ápice muy pronunciado (acuminado) y un pecíolo largo y poco aparente. La cara exterior de la hoja es lisa y suave al tacto y de color verde más o menos intenso (dependiendo de la variedad) y brillante. El nervio principal parte de la base de la hoja, como una prolongación del pecíolo, del mismo modo que las nerviaciones secundarias que son pronunciadas y llegan casi al borde de la hoja. Su tamaño es variable en función de la variedad, existiendo cierta correlación entre el tamaño de la hoja adulta y el peso medio del fruto.

Las flores aparecen solitarias en cada nudo del tallo, con inserción en las axilas de las hojas. Son pequeñas y constan de una corola blanca. La polinización es autógama, aunque se presentan en una proporción que no alcanza el  10% de polinización alógama. .

El fruto es una baya hueca semicartilaginosa y deprimida, de color variable (verde, rojo, amarillo, naranja, violeta o blanco); algunas variedades van pasando del verde al anaranjado y al rojo a medida que van madurando. Su tamaño es variable, pudiendo pesar desde escasos gramos hasta más de 500 gramos. Las semillas se encuentran insertas en una placenta cónica central. Son redondeadas, ligeramente reniformes, de color amarillo pálido y longitud variable entre 3 y 5 milimetros.

El éxito del pimiento radica en que es un cultivo con destinos de consumos: como pimiento en fresco, para pimentón y para conserva y en seco.

La demanda de los mercados europeos de pimientos frescos durante todo el año, ha crecido espectacularmente y ha tenido como consecuencia el desarrollo del cultivo en invernaderos en todo el litoral mediterráneo español..

El pimiento es uno de los cultivos hortícolas bajo invernadero con mayor superficie cultivada en nuestro país, localizándose casi la mitad de la producción en Almería, Alicante y Murcia.

Temperatura

No soporta las heladas. Es una planta que exige un clima cálido o templado. En otoño e invierno sólo es posible criarlo en invernaderos. Mínima para germinar y crecer, 15ºC y para florecer y fructificar mínimo 18ºC. Las temperaturas óptimas oscilan entre 20 y 26ºC.

Protégelos del frío que traen los vientos del Norte. Si de dan bajas temperaturas durante la floración, entre 10-15º C, se originan anomalías en las flores, dando lugar a frutos pequeños y con deformaciones.En las zonas más frías no está de más proteger los plantones con campanas o túneles de plástico, para asegurar un calor suficiente hasta que la temperatura aumente.

Es una planta exigente en temperatura, más que el tomate aunque menos  que la berenjena. No soporta las heladas, Es una planta que exige un clima cálido o templado. En otoño e invierno sólo es posible criarlo en invernaderos. En las épocas con riesgo de  fríos debe protegerse los plantones con campanas o túneles de plástico, para asegurar un calor suficiente hasta que la temperatura aumente.

Las temperaturas críticas para pimiento en las distintas fases de desarrollo son las siguientes:

Germinación – Temperatura optima  20-25ºC, mínima  13ºC, máxima  40ºC
Crecimiento vegetativo – Temperatura optima  20-25ºC de día 16-18 de noche, mínima  15ºC, máxima  32ºC
Floración y fructificación – Temperatura optima  26-28ºC de día 18-20 de noche, mínima  18ºC, máxima  35ºC

Son sensibles a los saltos térmicos entre la temperatura máxima diurna y la mínima nocturna.

Si se producen bajas temperaturas durante el desarrollo de la floración, (entre 15 y 10ºC) se producen floraciones anómalas con pétalos curvados y sin desarrollar, formación de múltiples ovarios que pueden evolucionar a frutos distribuidos alrededor del principal, acortamiento de estambres y de pistilo, engrosamiento de ovario y pistilo, fusión de anteras, etc.

Las bajas temperaturas también inducen la formación de frutos de menor tamaño, que pueden presentar deformaciones, reducen la viabilidad del polen y favorecen la formación de frutos deformes. Las altas temperaturas provocan la caída de flores y frutitos.

No soporta las heladas. Es una planta que exige un clima cálido o templado. En otoño e invierno sólo es posible criarlo en invernaderos.

Mínima para germinar y crecer, 15ºC y para florecer y fructificar mínimo 18ºC. Las temperaturas óptimas oscilan entre 20 y 26ºC.

Protégelos del frío que traen los vientos del Norte. Si de dan bajas temperaturas durante la floración, entre 10-15º C, se originan anomalías en las flores, dando lugar a frutos pequeños y con deformaciones.

En las zonas más frías no está de más proteger los plantones con campanas o túneles de plástico, para asegurar un calor suficiente hasta que la temperatura aumente.

Humedad

La humedad relativa óptima oscila entre el 50% y el 70%. Humedades relativas muy elevadas favorecen el desarrollo de enfermedades en ñla parte aérea de la planntas y dificultan la fecundación. La coincidencia de altas temperaturas y baja humedad relativa que se puede dar en verano, puede ocasionar la caída de flores y de frutos recién cuajados.

Humedad ambiental

La humedad relativa del aire óptima oscila entre el 50-70 %. Si la humedad es más elevada, origina el desarrollo de enfermedades en las partes aéreas de la planta, y dificulta la fecundación y si la humedad es demasiado baja, durante el verano, con temperaturas altas, se produce la caída de flores y frutos recién cuajados.

Riego

El riego ha de ser moderado y constante en todas las fases del cultivo, mo obstante soportan bien una falta puntual de agua. El riego por goteo resulta ideal. Por aspersión, no es recomendable, porque mojando las hojas y frutos se favorece el desarrollo de hongos.

El decidir el momento y volumen de riego vendrá dado básicamente por los siguientes parámetros:

Tensión del agua en el suelo, cuya forma científica de determinarla es mediante de tensiómetros a distintas profundidades. Alrededor del 75% del sistema radicular del pimiento se encuentra en los primeros 30-40 cm del suelo, por lo que será conveniente colocar un primer tensiómetro a una profundidad de unos 15-20 cm, que deberá mantener lecturas entre 11 y 14 cb, un segundo tensiómetro a unos 30-50 cm, que permitirá controlar el movimiento del agua en el entorno del sistema radicular y un tercer tensiómetro ligeramente más profundo para obtener información sobre las pérdidas de agua por drenaje; valores inferiores a 20-25 cb en este último tensiómetro indicarán importantes pérdidas de agua por filtración-

En y un huerto familiar el sistema se sustituira casa siempre por el tradicional “dedo verde” del hortelano, que decidira csi la tierra se encuentra suficientemente húmeda o no. Ek obsrever el estado de un palo seco undido en la tierra puese der un sistema intermedio entre ambos métodos-

Otros factores a tener en cuenta son, el tipo de suelo y su capacidad de retener humedad, la evaporación del cultivo y la calidad del agua de riego, a peor calidad, mayores son los volúmenes de agua, ya que es necesario desplazar el frente de sales del bulbo de humedad.

Un consumo medio razonable de agua por día y planta varía entre los 400 cc y los 2 litros, en función del clima y el estado de desarrollo de la planta. En invernaderos dada la mayor actividad de la planta y la evaporación las cantidades aumentarán en un tercio aproximadamente.

Suele dar buen resultado los riegos por goteo controlados por un bulbo de cerámica enterrado en el suelo que permite o cierra el paso del agua en función de la sequedad que registre.

Un cultivo de pimiento de primavera (diciembre-julio), las necesidades hídricas se estiman en 1m3 por .m2, aproximadamente.

Tras el asentamiento de la planta resulta conveniente recortar riegos, con el fin de potenciar el crecimiento del sistema radicular. Durante la primera floración, un exceso de humedad puede provocar la caída de las flores.

Luz

Necesita mucha luz. Plántalos a pleno sol, lejos de sombras de tapias o árboles.

Suelo

Los suelos más adecuados para el pimiento son los sueltos y arenosos. no arcillosos ni pesados, profundos, ricos en materia orgánica del 3-4% y sobre todo con un buen drenaje. Los suelos que se encharcan favorecen el desarrollo de hongos en las raíces.

En suelos con antecedentes de Phytophthora sp. es conveniente realizar una desinfección previa a la plantación mediante solarizacion.

 pH

Los valores de pH óptimos oscilan entre 6,5 y 7 aunque puede resistir ciertas condiciones de acidez (hasta un pH de 5,5); en suelos enarenados puede cultivarse con valores de pH próximos a 8. En cuanto al agua de riego el pH óptimo es de 5,5 a 7.

Es una especie de moderada tolerancia a la salinidad tanto del suelo como del agua de riego, aunque en menor medida que el tomate.

Principales variedades de pimiento

Las variedades de pimientos se agrupan en tres grandes grupos. Variedades dulces, variedades para pimentom y variedades picantes, que fundamentalmente se cultivan en Sur América. Variedades picantes, muy cultivadas en Sudamérica, suelen ser variedades de fruto largo y delgado. Nosotros nos centraremos en variedades dulces que es la que habitualmente se cultiva en los huertos familiares.

Las variedades dulces. se cultivan al aire libre o en invernaderos dcon destino a su consumo en fresco o a la conserva. Presentan frutos de gran tamaño y se diferencian en los siguientes tipos

Tipo California,: de frutos cortos (7-10 cm), anchos (6-9 cm), con tres o cuatro cascos bien marcados, con el cáliz y la base del pedúnculo por debajo o a nivel de los hombros y de carne más o menos gruesa (3-7mm). Son los más exigentes en temperatura, por lo que la plantación se realiza en españa desde mediados de mayo a comienzos de agosto,  dependiendo de la climatología de la zona, para alargar el ciclo productivo y evitar problemas de cuajado con el descenso excesivo de las temperaturas nocturnas.

Tipo Lamuyo: denominados así en honor a la variedad obtenida por el INRA francés, con frutos largos y cuadrados de carne gruesa. Los cultivares pertenecientes a este tipo suelen ser más vigorosos, de mayor porte y entrenudos más largos y menos sensibles al frío que los de tipo California, por lo que es frecuente cultivarlos en ciclos más tardíos.

Tipo Italiano: frutos alargados, estrechos, acabados en punta, de carne fina, más tolerantes al frío, que se cultivan normalmente en ciclo único, con plantación tardía en septiembre u octubre y recolección entre diciembre y mayo, dando producciones de 6-7 kg.m-2.

Para los cultivos intensivos, en especial los de invernadero, se utilizan híbridos F1 por su mayor precocidad, producción, homogeneidad y resistencia a las enfermedades.

Los criterios que tendremos en cuenta a la hora de seleccionar una variedad para nuestro cultivo son las siguientes:

Características de la variedad, vigor de la planta, características del fruto, resistencias a enfermedades.época de cultivo

Mercado de destino, cada mercado está acostumbrado a un tipo de pimiento e introducir un pimiento de otro color o forma puede ser complejo..

Estructura de lugar de cultivo, el cultivo en tiestos exige plantas pequeñas en invernaderos espaciosos pueden buscarse plantas de dos metros de altura.

otros condicionantes es tipode suelo. clima y calidad del agua de riego.

Modo de cultivarlo

Esta planta es poco adecuada para el cultivo en macetas debido a su gran enraizamiento. Utilizar macetas como mínimo de 30 cm de diámetro y 30 cm de fondo con un tutor donde desplegar la planta y buscar variedades de fruto pequeño que no necesiten excesiva tierra

Marcos de plantación

El marco de plantación se establece en función del porte de la planta, que a su vez dependerá de la variedad comercial cultivada. El más frecuentemente empleado en los invernaderos es de 1 metro entre líneas y 0,5 metros entre plantas, aunque cuando se trata de plantas de porte medio y según el tipo de poda de formación, es posible aumentar la densidad de plantación a 2,5-3 plantas por metro cuadrado colocando las plantas al tresbolillo de forma que forme triángulos equiláteros de  0,80 metros de lado pero dificulta el paso para darles los cuidado intensivo que precisan cuando las plantas crecen de tamaño., produciendo  daños indeseables al cultivo.

En cultivo bajo invernadero, donde las plantas crecen más,  la densidad de plantación suele ser de 2 a 2,5 plantas/m2. Al aire libre se suele llegar hasta las 6 plantas/m2 pues alcanzan menos porte. En los bancales profundos puede aumentarse la densidad de la plantación hasta rec ducir 1/3 las distancias en función de la profundidad del bancal.

Sembrado

Seleccionar semillas sanas y tratadas fitosanitariamente. Se siembra en semillero caliente por febrero-marzo, a una profundidad de 2-3 mm.. Evita plantar las semillas muy juntas porque provoca el desarrollo de plantitas débiles y usa vasitos individuales, o mejor, bandejas de alveolos.  Germinan entre 8 y 20 días después.

Cada planta de gran porte viene a producir como media unos 10/12 Pimientos es decir de 1,5 a 2 Kg de pimientos . Se considera que el consumo normal de una familia de cuatro personas de pimiento fresco al mes es de 500 gr, como tendremos una producción de pimiento fresco durante unos cuatro meses con tres plantas sería suficiente, aun que deberemos poner una más si deseamos hacer conserva de pimiento rojo.

Para obtener cuatro plantas sembraremos unas 12 semillas con el fin de poder seleccionar las plantas mas fuertes que obtengamos.

Plantación

A los dos meses de la siembra, cuando las plantitas tienen más de 15 cm de altura, con 5 ó 6 hojas, se plantan en el terreno según el marco que vayamos a utilizar. Previamente antes de plantar, debes cavar la tierra para airearla y aportar 3 kilos/m2 de compost, estiércol o humus de lombriz.

Se trata de una hortaliza muy sensible al frío. Por ello, en las zonas de clima continental hay que esperar hasta bien entrada la primavera para poder plantar al aire libre, cuando haya desaparecido el riesgo de heladas, no obstante en climas algo más fresco cabe plantarlas protegiéndolas solas o colectivamente con una cubierta de plástico transparente, lo que permite en cualquier clima adelantar casi un mes el cultivo al aire libre.

Tras el trasplante, en algunas variedades se efectúa una poda de la yema central, con el fin de que emitan varias ramas laterales y la planta adquiera un gran volumen. Ocho o diez días más tarde se procede a la reposición de plantas que no hayan aguantado el trasplante.

Debe cuidarse estrictamente la rotación de los cultivos, No debe repetirse plantar pimientos dos años consecutivos en el mismo terreno, ni tras otras Solanáceas como tomates, berenjenas o patatas porque comparten las mismas enfermedades producidas por hongos del suelo, como la “Tristeza del pimiento”.

Poda de formación

En cuanto las plantas ramifican, se delimita el número de tallos con los que se desarrollará la planta, normalmente a 2 ó 3. y se realizará una limpieza de las hojas y brotes que se desarrollen bajo la “cruz” de la separación del primer tallo. Es una práctica frecuente y útil que mejora las condiciones de cultivo en invernadero y lleva a la obtención de producciones de una mayor calidad. Con la poda se obtienen plantas equilibradas, vigorosas y aireadas, para que los frutos no queden ocultos entre el follaje, pero si protegidos de la insolaciones. La poda de formación es más necesaria para variedades tempranas de pimiento, que producen más tallos que las tardías.

Poda de crecimiento o Destallado

A medida que crezca la planta se irán eliminando los tallos interiores para favorecer el desarrollo de los tallos seleccionados en la poda de formación, así como el paso de la luz y la ventilación de la planta. Esta poda no debe ser demasiado severa para evitar en lo posible paradas vegetativas y quemaduras en los frutos que quedan expuestos directamente a la luz solar, sobre todo en épocas de fuerte insolación.

Al final del ciclo productivo, se puede hacer un despuntado de las plantas, y aclareo de hojas, para facilitar la maduración de los frutos que quedan

Otra solucion es podar todas las ramas dejando solo una hoja cmo indica este video

Aporcado

Consiste en cubrir con tierra o arena parte del tronco de la planta para reforzar su base y favorecer el desarrollo radicular. En terrenos enarenados debe retrasarse el mayor tiempo posible para evitar el riesgo de quemaduras por sobrecalentamiento de la arena.

Esta práctica es siempre útil pero es imprescindible en terrenos duros donde las raices tiene poca penetración y menos necesaria en bancales profundos. En cada perido de escarda debe incrementarse el aporcado del tronco con el fin de ir amumentando poco a poco el enraizamiento y dar más vigor a la planta.

Tutorado

Es una práctica imprescindible para mantener la planta erguida, ya que los tallos del pimiento se parten con mucha facilidad.

Las plantas en invernadero son más tiernas y alcanzan una mayor altura, por ello se emplean tutores que faciliten las labores de cultivo y aumente la ventilación.

Pueden considerarse dos modalidades:

Tutorado tradicional.

Consiste en colocar  un cable a una altura entre u1,5 y 2 mts. de altura, que se apoyan en postes verticales firmemente clavados en el terreno. De es cabe se atan hilos de rafia, (polipropileno), cada 50 cm que se dejan caer en vertical, Esos hilos verticales se, e unen a hilos horizontales puestos a 36 cm unos de otros que parten de los postes de apoyo formando en conjunto un emparrillado de rectángulos donde se van sujetando las plantas a medida que crecen procurando que a todos los sitios llegue la luz y el aire.

Tutorado holandés

Cada  tallos dejados a partir de la poda de formación se sujeta  con un hilo vertical que pende del cable superior, A ese hilo, se va liando a la planta conforme va creciendo. Esta variante requiere una mayor inversión en mano de obra respecto al tutorado tradicional, pero consigue una mejora de la aireación general de la planta y favorece el aprovechamiento de la radiación y la realización de las labores (destallados, recolección, etc.), lo que repercutirá en la producción final, calidad del fruto y control de las enfermedades.

Deshojado y Escarda

Es recomendable retirar tanto en las hojas que se estén secando como en hojas enfermas, con objeto de mantener la salud de la planta y facilitar la aireación y mejorar el color de los frutos. Estas hojas secas deben retirarse de la plantación como posibles focos de infección.

Igualmente es necesaria la escarda para eliminar las malas hierbas, acompañadas de recalces sucesivos, cubriendo con tierra parte del tronco de la planta, con el fin de facilitar más y más enraizamiento.  El aporcado o recalce es necesario para reforzar la base, y favorecer el desarrollo del sistema radicular

Aclareo de frutos

Normalmente es recomendable eliminar el fruto que se forma en la primera “cruz” con el fin de obtener frutos de mayor calibre, uniformidad y precocidad, así como mayores rendimientos.

En plantas con escaso vigor o endurecidas por el frío, una elevada salinidad o condiciones ambientales desfavorables en general, se producen frutos muy pequeños y de mala calidad que deben ser eliminados mediante aclareo.

Abonado

El pimiento es una planta muy exigente en nitrógeno durante las primeras fases del cultivo, decreciendo la demanda de este elemento tras la recolección de los primeros frutos verdes, debiendo controlar muy bien su dosificación a partir de este momento, ya que un exceso retrasaría la maduración de los frutos.

La máxima demanda de fósforo coincide con la aparición de las primeras flores y con el período de maduración de las semillas.

La absorción de potasio es determinante sobre la precocidad, coloración y calidad de los frutos, aumentando progresivamente hasta la floración y equilibrándose posteriormente.

El pimiento también es muy exigente en cuanto a la nutrición de magnesio, aumentando su absorción durante la maduración.

En un buen bancal bien cuidado, con una buema proporción de materia vegetal y compost, no mecesitaremos añadir excesivo abono, conviene un buen abonado de base antes de efectuar la siembra y añadir abono puntualmente durante el crecimiento si opinamos que se frena el sano desarrollo.

Una buena mezcla de abono es la que guarde la proporción de 3,5/1/7/0,6 de N, P2O5, K2O y MgO, respectivamente. La cantidad a aportar variarán en función del abonado de fondo y de factores como la calidad del agua de riego, tipo de suelo, climatología, etc.

Cuando se ha efectuado una buena fertilización de fondo, no se suele añadir abono hasta que los primeros frutos alcanzan el tamaño de una castaña, evitando así un excesivo desarrollo vegetativo que provoque la caída de flores y de frutos recién cuajados.

Tras el cuajado de los primeros frutos se riega con un equilibrio N-P-K de 1/1/1, que va variando en función de las necesidades del cultivo hasta una relación aproximada de 1,5/0,5/1,5 en el mometo de la recolección.

Los fertilizantes de uso más extendido son los abonos simples en forma de sólidos solubles (nitrato cálcico, nitrato potásico, nitrato amónico, fosfato monopotásico, fosfato monoamónico, sulfato potásico y sulfato magnésico) y en forma líquida (ácido fosfórico y ácido nítrico), debido a su bajo coste, pero existen en el mercado abonos complejos sólidos cristalinos y líquidos que se ajustan adecuadamente, solos o en combinación con los abonos simples, a los equilibrios requeridos en las distintas fases de desarrollo del cultivo.

El aporte de microelementos, que años atrás se había descuidado en gran medida, resulta vital para una nutrición adecuada, pudiendo encontrar en el mercado una amplia gama de sólidos y líquidos en forma mineral y en forma de quelatos, cuando es necesario favorecer su estabilidad en el medio de cultivo y su absorción por la planta.

También se dispone de numerosos correctores de carencias tanto de macro como de micronutrientes que pueden aplicarse vía foliar o riego por goteo, aminoácidos de uso preventivo y curativo, que ayudan a la planta en momentos críticos de su desarrollo o bajo condiciones ambientales desfavorables, así como otros productos (ácidos húmicos y fúlvicos, correctores salinos, etc.), que mejoran las condiciones del medio y facilitan la asimilación de nutrientes por la planta.

No obstante, si el Bancal esta bien cuidado y se lleva en él a cabo , junto con la compostera, el ciclo de vida y descomposición de los vegetales, la necesidad de estos compuestos será innecesaria en la mayoría de los casos.

Recolección

Un sola planta puede producir de 12 a 15 frutos durante la temporada de cosecha, de junio a septiembre, lo que equivale a 1,5-2 kig/m2.

La época de recolección dependerá de la variedad, siembra y clima. Va desde finales de Junio hasta octubre-noviembre. Las precoces estarán listas den 50-60 cías después del trasplantes y las tardías requieren 3 meses.

Pueden recolectarse en verde, cuando ya han alcanzado el desarrollo propio de la variedad, justo antes de que empiecen a madurar. Si se quieren coger maduros, y son para el consumo inmediato, o para conservarlos asados, se cosechan nada más hayan tomado color, pero si se van a destinar para condimento (pimientos secos), deben dejarse madurar completamente, conservándolos luego colgados en un lugar seco.

La demanda por un lado y las temperaturas por otro, son los factores que determinan el momento y la periodicidad de la recolección. Recolectado antes de su madurez en verde o maduro en rojo según interese.

Si se recogen los pimientos cuando todavía están algo verdes, la planta tenderá a desarrollar otros en su lugar, con lo que la cosecha aumentará.

Los frutos se cortan con tijeras con el rabillo de 2 ó 3 cm..

El pimiento verde se recolectará cuando su tamaño y grosor lo indiquen  y el de color se recolectará con un mínimo de 50% de coloración.

Conservación en fresco

Los pimientos se deben enfriarse lo más rápido posible para reducir pérdidas de agua. Lo ideal es comerlos recien cortados, por lo que si el huerto está cerca de la cocina lo mejor es esperar a tener la necesidad del consumo. Si no es posible, el almacenaje ideal es temperaturas de 5 a 8º C, (nevera), a mayor temperatura  pierden más agua y se arrugan.  Amenos de 5°C, lo que reduce pérdidas de agua, pero manifieta daños por frío después de un cierto periodo, picado, pudrición, coloración anormal de la cavidad interna y ablandamiento sin pérdida de agua. Los pimientos maduros o que ya lograron su color son menos sensibles al daño por frío que los pimientos verdes.

Humedad relativa óptima: >95%; la firmeza de los pimientos se relaciona directamente con pérdidas de agua.

Producción de semillas

El pimiento es una planta hermafrodita, de ciclo anual. Para recolectar la semilla se dejarán los frutos de plantas sanas y fuertes hasta su total maduración. Una vez extraídas las semillas, y bien limpias, se extenderán hasta que queden secas y se guardan. La duración de su poder germinativo es de 3 a 4 años. Como siempre guardar en sobres absorbentes dentro de un bote introduciendo además las m normas específicas para su cultivo y etiquetar y guardar en siti seco y fresco.

Síntomas de errores en el cultivo

Rajado del fruto, se produce por aportes irregulares de agua y/o altos niveles de humedad relativa en frutos maduros cuando se hincha el mesocarpio por un exceso de agua y rompe la epidermis. La sensibilidad es variable según las variedades

Blossom-end rot o necrosis apical, es la alteración del fruto causada por una deficiencia de calcio durante su desarrollo. El aumento rápido de la temperatura, la salinidad elevada, el estrés hídrico y térmico, son factores que favorecen en gran medida la aparición de esta fisiopatía. La sensibilidad a esta fisiopatía es variable en función de las variedades..

Infrutescencias, o formación de pequeños frutos en el interior del fruto aparentemente normal y Partenocarpias, desarrollo de frutos sin semilla ni placenta, son debidas unas veces a orígenes genéticos y otras a condiciones ambientales desfavorables.

Sun calds o quemaduras de sol: manchas por desecación en frutos, como consecuencia de su exposición directa a fuertes insolaciones.

Stip o manchas cromáticas en el pericarpo debido al desequilibrio metabólico en los niveles de calcio y magnesio. La mayor o menor sensibilidad va a depender de la variedad.

-Asfixia radicular: el pimiento es una de las especies más sensibles a esta fisiopatía. Se produce la muerte de las plantas a causa de un exceso generalizado de humedad en el suelo, que se manifiesta por una pudrición de toda la parte inferior de la planta.

Plagas y enfermedades

Esta planta como la mayoría de las plantas del huerto están sujeta a muchos riesgos de enfermedades y ataques de depredadores naturales. Según el tipo de ataque deberemos buscar la defensa más adecuada, que en la medidad de lo psosible evitaremos aplicar soluciones de tipo químico, por el riesgo que tiene su aplicación a por personas no capacitadas, como por las dificultades que conlleva realizar este tipo de tratamientos en bancales qque en poco espacio tienen diferentes tipos de productos alimentarios en muy diferentes momento de recoleccion ye ingesta,

Como medidas preventivas tendremos en cuenta las siguientes medidas;

Limpieza e higiene general de la parcela. En parcelas con historial de araña roja será necesario la desinfección de estructuras y suelo previa a la plantación, el mejor sistema es la solarización, que consiste en elevar la temperatura del suelo mediante la colocación de una lámina de plástico transparente sobre el suelo durante un mínimo de 30 días.

Utilizar semillas sanas o desinfectadas y replantar plantas vigorosas

Vigilancia de los cultivos especialmente durante las primeras fases del desarrollo.

Retirar malas hierbas y restos de cultivo, así como cualquier hoja o planta sospechosa de enfermedad, sacándola fuera del bancal a la compostera, o en caso de clara enfermedad, procediendo a su incineración. Eliminar los restos de la cosecha anterior, de pimientos, especialmente las raíces y el cuello.

Eliminar las hojas bajas de la planta.

Evitar excesos de abonado y de riego. Controlar los niveles de nitrógeno. Emplear marcos de plantación adecuados que permitan la aireación. Manejo adecuado de la ventilación y el riego. Evitar humedades elevadas

Colocación de trampas cromáticas de insectos amarillas y otras azules.. Utilizar cubiertas plásticas en el invernadero que absorban la luz ultravioleta.

Higiene en las herramientas Tener especial cuidado en la poda, realizando cortes limpios a ras del tallo. A ser posible cuando la humedad relativa no sea muy elevada y aplicar posteriormente una pasta fungicida. Desinfectar los aperos con una dilución de lejía al 20%.

Obtención de semillas

De su producción de tomates puede obtener sus propias semillas para el año siguiente, para ello debe asegurarse que sus tomates son  una variedad pura y no una hibridación de tomates de distintas variedades, (semillas F!), pues en ese caso, siguiendo kas leyes de Mendel, darán lugar a matas con características imprevisibles,  cruce aleatorio de las característica de sus abuelos.

Confirmado que las plantas son adecuadas para recoger semillas, seleccione una planta que sea sana y fuerte desde su nacimiento,  observa que sea una  planta que no haya dado problemas con enfermedades o plagas y que haya dado buena produccion, de esa planta selecciona los frutos que mas caracterizan por su forma, tamaño y color a esa variedad marcarlos y deja que lleguen a completar su maduración.

Cuando haya finalizado, saca sus semillas y separa a mano las semillas pequeñas y las defectuosas, el resto deja secarlas al aire completamente. Metelas en un sobre hecho con papel secante como el de cocina, dentro de un bote de cristal que cierre hermético, por ejemplo de mermelada. Escribe una nota con los periodos de siembra y cuidados característicos de esa variedad e introdúcela con las semillas y cierra el bote. Por fuera rotule el bote con el nombre de la variedad y la fecha.

Las semillas se conservan por varios años en estas condiciones pero es preferible utilizarlas a la siguiente estación.

Félix Maocho

Extractado y adaptado a huertos familiares  de Infoagro  
Otras direcciones interesantes  Infojardín, Agronet
S&G   empresa especializada en semillas de hortaliza y en especial de pimientos tiene una gran variedad de semillas paespecializadas en las distintas temòradas

 

 

About these ads

3 febrero 2010 - Posted by | Horticultura | ,

23 comentarios »

  1. Muy completa publicacion, la informacion es facil de leer y entender y muy ilustrada. Me agrado y e felicito por el trabajo realizado. Excelente aporte a los que amamos la naturaleza y el cultivo.

    Comentario por Sandra Gs | 6 febrero 2010 | Responder

    • Muy agradecido de su elogios

      Comentario por felixmaocho | 6 febrero 2010 | Responder

  2. yo qusiera saber que tratamiento fitosanitario necesita una planta que se siembra y va muy bien hasta que aparecen los primeros frutos y despues estos frutos se quedan enanos,y pa planta llega a perderse

    Comentario por carlos esteban belloso | 18 agosto 2010 | Responder

    • Con la información que me da, no puedo saber que le pasó a sus planta de pimientos, no se si sufrieron sequía, exceso de riego, ataque de algún insecto o escasez de algún mineral o cualquier otra circunstancia por sería una temeridad recomendarle cualquier a su problema.

      Por otra parte aun sabiendo la causa de el problema, mi postura, es no utilizar trabamientos fitosanitarios en huertos familiares y así lo he aconsejado repetidas veces, no por ninguna postura ecológica minimalista, sino porque en un huerto familiar, (otra cosa sería un huerto de agricultura intensiva), hay a muy corta distancia de las planta enfermas, hortalizas a punto de ser cosechadas. por lo que resulta imposible utilizar productos fitosamitarios, sin contaminar de los mismos las plantas que vamos a ingerir, sin dejar pasar el tiempo prudencial, para que el sol, el viento y el agua, degraden y arrastren los productos tóxicos utilizado.

      Por ello, en este tipo de huertos, aconsejo muy encarecidamente utilizar métodos que sean con seguridad inocuos en su ingestión, como los que autorizan a utilizar en los huertos ecológicos, pese a aceptar que su eficacia es más reducida. En ni experiencia personal, considero que el mejor remedio en estos casos es el a”agua, ajo y resina” y si vemos que las plantas no prosperan después de nuestro cuidado intensivo, arrancarlas y quemarlas por si tuvieran una enfermedad infecciosa. .

      Por otra parte si se decide a utilizar productos fitosanitarios, debe leer y seguir al pié de la letra las instrucciones sobre como hacerlo, tanto en lo referente a las dosis de producto a aplicar como a la forma de aplicarlo, así como al vestuario que vd debe llevar. Hay productos que exigen el uso de mono impermeable de goma o hule, máscara para respirar y guantes de goma. Así como deshacerse de los excesos y envases de formas muy precisas.

      En esto de la seguridad, tratándose de productos fitosanitarios es mejor pasarse que no llegar.

      Atentamente.

      Comentario por felixmaocho | 18 agosto 2010 | Responder

  3. Buenos días, felicitarte por tus buenos aportes a tu pagina. Una pregunta, ¿de donde sacas las ilustraciones como la de este articulo, me encantan?
    un saludo

    Comentario por Javier | 7 enero 2011 | Responder

    • A mi también me entusiasman estas láminas clásicas de botánica. Si pinchas sobre la foto te llevará al lugar de donde la he tomado, ( es lo menos que puedo hacer por ellos). En la página encontrarás un sitio que dice Index, que te lleva, (lógicamente), al Indice. Está todo en alemán, pero las plantas viene por su nombre botánico. Saludos.

      Por si falla todo, que con esto de la informática nunca se sabe, te doy la dirección. En la parte baja de la pantalla encuentras el índice por especie botánica

      http://caliban.mpiz-koeln.mpg.de/koehler2/index.html

      Comentario por felixmaocho | 7 enero 2011 | Responder

  4. Muchas gracias , es explendida la informacion , te felicito
    Un saludo

    Comentario por javi | 16 agosto 2011 | Responder

    • Gracias a tí, Comentarios así son los que me hacen tener la ilusión de seguir.

      Comentario por felixmaocho | 17 agosto 2011 | Responder

  5. ES UNA CAGADA LA EXPLICACION , HUBIERA SIDO MAS PRACTICO USAR UNA PIZARRA PARA VISUALIZAR EN FORMA CORRECTA LO QUE SE EXPLICA ,NO ME GUSTO LA FORMA ,Y MAS SIENDO UN VÍDEO EXPLICATIVO .

    Comentario por CARLOS | 7 noviembre 2011 | Responder

    • Creo que debe hacer un víideo que lo explique mejor. Llo sube a Yutube, me avisas, Con mucho gusto cambiaré mi vídeo por el suyo..
      Saliendo del tema, le aconsejo el uso de minúsculas para escribir en Internet, El uso de mayúsculas se toma como señal de mala educación.

      Comentario por felixmaocho | 7 noviembre 2011 | Responder

    • Joer niño, si que somos exigentes.
      Sobran mas comentarios.

      Javi

      Comentario por Javi | 7 noviembre 2011 | Responder

  6. Me dieron una planta de pimiento de unos 30 cms y la plante, pero al cabo de unos dias las hojas se estan como arrugando y poniendose mustias. La planta esta todo el dia al sol (el sol de Andalucia) y la riego una vez al dia, la tierra que tiene no es sustrato comprado pero tampoco esta del todo mal, (en ese mismo sitio huvo ace dos años un naranjo), y creo que eso es todo, pero la pregunta es ¿A que se debe que las hojas se esten marchitando?

    Gracias por el blog muy buena la información, saludos

    Comentario por rococo | 20 mayo 2012 | Responder

    • Es difícil saber que le pasa a tu pimientero, por los datos que das debería estar bien, está en buen clima, le da el sol, lo cual es bueno, tiene suficiente abono y le riegas con regularidad.

      Quizá le riegues en exceso, ¿muestras signos de hongos en la base de la planta o en las hojas?. Si es así, deja que se seque del todo una vez la tierra entre riegos y riego, y quizá da algún tratamiento anti fúngico.

      Quizá padezca un ataque de pulgones u otro ácaro. Fijate bien elos mervios de las hojas por las dos caras.

      Realmente sin verla estoy un poco despistado, (aunque puede que si la viera tampoco supiera que la pasa). Creo que debes darla aún un voto de confianza, pero si no se repone en un tiempo prudencial, afuera y a sembrar otra cosa, ¿Que se lo va a hacer?. Esto nos pasa a todos.

      Comentario por felixmaocho | 20 mayo 2012 | Responder

  7. PD: la temperatura es de 22-25 grados y al lado ay tomate, berengenas y pepino y no van mal.

    Comentario por rococo | 20 mayo 2012 | Responder

  8. Gracias. Encontrar su blog ha sido un descubrimiento. Gracias por desasnar a un servidor en esta interesante y placentera actividad.

    jlm

    Comentario por jlm | 26 junio 2012 | Responder

    • El agradecido soy yo por sus palabras

      Comentario por felixmaocho | 26 junio 2012 | Responder

  9. Le felicito. Buen trabajo. Gracias y viva el pimiento. Petrus

    Comentario por Pedro | 10 septiembre 2012 | Responder

    • Gracias

      Comentario por felixmaocho | 10 septiembre 2012 | Responder

  10. buena informacion gracias por , esta ayuda se que tendré exito en cosechar pimientos, adelante y felicitaciones

    Comentario por petra | 18 agosto 2013 | Responder

  11. Vamos a probar con una plantación de pimientos pennis. Muchas gracias x la información, esperemos que salgan bien tiesos

    Comentario por Avelio | 12 enero 2014 | Responder

    • No los conozco pero supongo que se cultivarán como la mayoría de los pimientos, por si acaso mira las instrucciones que deben darte con las semillas. Suerte que siempre viene bien

      Comentario por felixmaocho | 12 enero 2014 | Responder

  12. Muy bueno todas las explicaciones yo tengo una pequena huerta los pimientos crecen bien pero al florecer las hojas sup se arrugan a lo mejor son las altas temperaturas aqui en valencia venezuela tienes algun comentario yo escribo con minuscula gracias

    Comentario por antonio rodriguez | 19 febrero 2014 | Responder

    • Desconozco los problemas y soluciones que plantea la horticultura tropical, por lo que difícilmente le puedo ser de mucha ayuda.

      Los pimientos que se siembran en España, suelen crecer bien a temperaturas comprendidas entre los 13 y 25 grados, ello suele corresponderse con las temperaturas de la primavera que aquí, más o menos de mediados de febrero finales de junio.

      No obstante esto es cierto par las variedades de pimientos que sembramos en España, que lógivament son variedades adaptadas al clima español. Pero siendo el pimiento una verdura americana, es muy probable que existan variedades que resistan mejor el calor tropical, por lo que yo le aconsejaría que pregunte a algún cultivador de la zona que semillas utiliza y en qué epoca siembra él, pues muy probablemente haya alguna variedad tropical, pues me parece, que el pimiento es una verdura muy común en toda la zona del Caribe, tanto en sus variedades dulces como en las picantes.

      Lamento no poder darle más detalle.

      Comentario por felixmaocho | 19 febrero 2014 | Responder


Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 398 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: