Felix Maocho

Para quien le interese lo que a nosotros nos interesa

Huerto familiar – Compostaje 2 – No todo se composta

A riesgo de ser pesado, repetiré una vez más, que la compostera del huerto es el lugar destinado para reciclr los desechos vejetales producidos por el huerto con el fín de transformarlos en compost. De ninguna forma es un vertedero incontrolado, ni un muladar, es decir, en contra de una creencia muy generalizada, la compostera no es el sitio adecuado para depositar ni las deyecciones de los animales de la granja, ni para recibir las basuras domésticas.

Es una compostera, no un basurero

Para tratar los purines del ganado, habrá que estabecer un basurero cubierto donde se lleven a cabo los procesos anaerobios de podredumbre de la materia, sin que escapen los gases de la descomposición y el mejor destino de las basuras domésticas, son los centros de tratamiento de basura municipales, pues en la compostera no se tratan adecuadamente, ni los restos de procedencia animal, ni grasas animales o vejetales, por lo que se origina una producción excesiva de gases malolientes. En el caso de que tengamos que tratar localmente la basura doméstica, por no existir recogida municipal de basura en la zona, estos restos deben sumarse al estiercol de los animales y llevar el proceso a cabo en un ambiente hermético, como el de los muladares, que explicaremos en ota ocasión.

Como para todo, hay excepciones, en la compostera se pueden tratar, restos de procedencia vejetal, como mondas de patata o de fruta, restos de procedencia ejetal no condimentada, posos de café, cáscaras de huevo y debidamente picado, papel y carton sin tintas o escasamente tintado. Creo que dada la escasa cantidades de basutra doméstica que podemos tratar, y puesto que cada vez es mas usual tratar selecticvamente los papeles y  cartones, no merece la pena separar por motivos ecológicos, la poca basura domética que podemos reciclar adecuadamente en una compostera.

Reciclar los desperdicios de la huerta

Por contra, debemos tratar de reciclar la totalidad de parte vejetal no comestible que produce el huerto. La parte comestible de las plantas sule ser una porción ínfima del total, dei trigo, se aprovechan unos  granos de una larga mata de gruesas raices, de las judías verdes, unascuantas vainas de una frondosa mata, la fruta de los árboles no supone nada respecto de la madera de poda y las hojas que producen, etc… Los frutos de nuestro trabajo, no suponen ni el 10% de la produccion total de biomasa que se genera en el huerto y que no se aprovecha, raices, tallos y hojas no cometibles.

O sea, que si somos capaces de reciclar el resto no aprovechado de las plantas y retiraremos tanta solo la parte cometible, la biomasa retirada de nuestro huerto, es en diez años de produccion intensiva, equivalente a la que esquilma en un solo año, el hortelano que aprovercha los mismos frutos que nosotros, pero echa al cubo de la basura el resto de la producción.

 

Continúa

Diferentes caminos para el reciclaje de la biomasa

Esto no quiere decir que todo resto vejetal tenga or fuerza que transformarse en compost, la leña de poda de tamaño grueso, (mas de 3 cm. de grueso), puede perfectamente ser usada como combustible en nuestras barbacoas, o en una chimenea. eso si, reintegrando las cenizas al huerto y conviene conservar la porción de materia picada de mayor grosor, para labores de cobertura de la tierra, donde una convertura de restos vegetale, defiende la humedad del terreno, le proteje de la erosión e impeden al robar la luz del suelo que nazcan otras malas semillas entre nuestros cultivos. Por otra parte poco a poco, irán por si mismas degradándose en contacto con el suelo en contacto de la humedad.

Este material de grueso calibre utilizado como cobertura, se puede reutilizar múltiples vece, con solo rastrillarlo al acabar su mision, y someterlo a un ligero cribado, que separe la tierra y la materia ya desmenuzada del resto que aún mantiene un tamaño apreciable.

Igualmente la porción de residuos vejetales muy pequeños, conviene añadirla tal cual está a nuestros bancales, pues, aparte de ayudar a retener la humedad de la tierra, alimentan “in situ” el primero de los pasos del ciclo biológico natural, dando lugar a la multiplicación de los microorganismos que son el soporte de los siguientes peldaños del ciclo biológico, que es en definitiva, a lo que debemos tender idealmente con el cuidado de nuestros bancales.

La parte restante, ni gruesa ni fina, es la que ira a parar a nuestra compostera, para alli  realizar de forma natural, pero acelerada, el primer paso de la descomposición, la transformación de los restos vejetales en compost, un producto de uniforme color marron obscuro y de olor a tierra fresca del bosque, que es el primer resultante de la descomposición de la materia vejetal en su largo camino hacia la mineralizacion total. .

Un modelo extremadamente sencillo de compostera.

compostera-2Os muestro un modelo de compostera diseñado por nuestro mentor Abejaruco del que ya hemos tomados diversos trabajos, que resulta   muy sencillo y práctica. La he encontrado en los foros de Infojadín, un sito que aconsejo que acudais cuanto tengaís cualquier duda sobre horticultura y más aun sobre jardinería.

No es, en mi opinión, ténicamente perfecta, pues le falta aireacion en la base y el compost resulta estar poco protegido contra las inclemencias del tiempo, Si os decidis por este modelo poner en la base del cilindro una capa de unos 5/8 cm de astillas procedentes de la poda que permitan la circulacion de los gases entre los espacios qee deje, y cubrir la menos en parte la compostera con una lona, de tal forma que dejando pasar el aire proteja al compost del frío, de la sequeda del viento y de la lluvia.    

A pesar de ello este modelo tiene dos virtudes su sencillez y poco coste y rapidez de ejecución, asi como sencillez en el manejo de los materiales que van a ser compostados. Se trata de un depósito circular hecho con una “tela metálica” de plástico, uniéndo los extremos con cierres de cadena. Debe tener aproximadamente de 90 cms. a 1,50 metros de diámetro y al menos de 1,20 metros de alto. Segun la vieja fórmula de la longitud de una circunferencia, (2πR), una compostera de 60 cm de radio, necesita aproximadamente  2×3,14×60 ≈ 377cm. de “tela metálica”. Pudede colocarse un poste o un tubo vertical, a modo de chimenea, en centro de la compostera antes de cargarla de material y luego retirarlo, para ayudar a mantener la respiración por el centro y facilitarel agregar agua.

 

 

Con este diseño, la forma mas fácil de remover el material de “compost”, es simplemente abrir la tela y colocar el cilindro en otro sitio próximo, volviendo a meter el “compost” dentro del nuevo emplazaminto con una horca..

Este modelo es igualmente útilizable para hacer depóositos y silos de diferntes materiales materiales que necesitemos acumular en el huerto como paja. mazorcas, leña, etc, solo tendremos qie estudiar la forma de aislarlo del suelo, cubrirlo y techarlo los según segun necesiten los materiales que pensemos guardar en cada caso.

Como cargar la compostera

Es costumbre cargar las compostera por capas, de forma que tengamos una idea aproximada del volumen de los desechos de diferentes procedencia que depositamos en la compostera. Pretendemos con ello, alcazar más o menos, la mezcla ideal de materias, para producir buen compost de forma trápida, pues al final del proceso de carga mezclaremos todos los materiales para que queden uniformemente mezclados.

Conseguiremos la mayor proliferacion de los microorganismos que producen el compost y con ello, la máxima velocidad en la degradación de la biomasa, si damos con la proporción correcta entre carbono, nitrógeno, oxígeno, y alcanzamos la adecuada temperatura, pH y la humedad. Tenemos unos márgenes bastantes amplio de variación en la mezcla, pero si alguno de estos factores aparece exceso o faltan excesivamente, el proceso se relentiza y en el peor de los casos cesa, predominando entonces la descomposición sin la presencia de los hongos que consumen los derivados amoniacales que se producen, con lo que comienzan a desprenderse los desagradable olores característicos de la putrefacción.

La construcción de la pila de compost pretende crear un entorno apropiado para el ecosistema de la descomposición, en el que no sólo se mantiene los agentes de la descomposición, sino también otros que se alimentan de ellos, en ese caso, aument la velocidad del proceso de descomposición, pero no hay malos olores y la materia resultante presenta un agradable olor a bosque fresco.

Otra característica, es que los productos se echen a la compostera deben ir triturados, pues cuanto mayores sean las lesiones que presente la materia vejetal y masr superficie de ataque muestren a los microorganismos, más pronto conseguirán estos descomponerlos. Basta andar por el bosque para observar, cuantos años precisa un recio tocón de un árbol en ser  destruido y los pocos meses que duran en eñ suelo las hojas caídas en el otoño.

La mezcla ideal

El compostaje ideal se obtiene cuando inicialmente y en seco existe una relación carbono/nitrógeno entre 25/1 y 30/1. Para conseguirla se mezclan restos con distinta proporción  C/N. El césped y las partes verdes en general, tienen un ratio 19/1 y las hojas secas o la paja andan por el 55/1. Mezclando productos de ambos tipos a partes iguales, se obtiene un materia prima óptima. Se necesita en la mezcla, tanto la presencia abundancia de celulosa y almidones que proporcione el carbono que se transforá en azúcares y energía, como proteínas de origen vegetal  que proporcionen compuestos nitrógenados.

Son fuentes de carbono, la paja, hojas secas, las astillas y el serrín, y algunos tipos de papel y cartón sin tintas. El nitrógeno es aportado por la materia vegetal verde, como hierba y pasto, residuos de cosecha tiernos, el césped, ramas verdes, restos de frutas y verduras, algas, posos de café, etc.

En un huerto normal, suele haber un exceso de celulosa y falta sustancia verde, para compensar este déficit, hay la posibilidad de añadir algo de estiercol animal que proporcione nitrógeno necesaria. Como digo, puede hacerse, pero en muy pequeña cantidad, pues el nitrógeno procedente de la basura procede de compuestos como nitritos, purines y ureas, productos de la descomposición anaerobia y suelen resultar muy nocivos para los microorganismos que participan en los procesos aerobios, por tanto si bien es cierto, que proporcionamos nitrógeno, lo es támbien, que el que proporcionamos, viene en las composiciones menos adecuada.

Abono verde, lo más adecuado

Mucho más acertado, es guardar en cualquier depósito, como sacos o silos, el exceso de materias con abunmdancia de celulosa que podamos tener y cultivar en cualquier parte del terreno que tengamos circunstancialmente libre de otro cultivo, alguna leguminosa de pienso, un abono verde, donde las raices, con los nódulos, donde se produce la simbiosis de bacterias nitrificantes y las sustancias que producen las raíces de la planta, enriquecen el bancal de nitrógeno y la parte verde aérea, segada cuando necesitemos hacer uso de esa parte de la parcela, es una buena fuente de nitrogeno, que mezclada con la celulosa que tenemos guardada, produzca un magnifico compost.

Como se carga la pila. Base de restos de poda´

La pila se va cargando mediante aportes sucesivos de restos de biomasa que iran formando capas sucesivas. Podemos iniciar con una capa de unos 10 cm de restos de poda y madera, su mision es facilitar el paso de aire por el suelo, introduciendo nódulos de materia gruesa que dejam huecos entre ellos. En una buena compostera que tenga doble suelo, esta precación es inecesaria, por lo que echaremos estos restos mezclados con el resto si tenenmos exceso de ellos, pues no es necesaria la aireación de la base por este sistema.y este tipo de resstos intervienen poco en la formación de humus, al ser una materia mucho mas resistente a la putrefaccion que el resto de los materiales, en el modelo de compostera básica que mostramos, si convene iniciar la carga con una  capas que permitan la penetracion de aire. De no ser necesaria su opresencia es preferibel destinar estos restos a las labores de cobertura de los cultivos.

Hechar los restos verdes y paja y mojar.

Añadimos a partes iguales restos verdes y restos rcos en celulosa. Según nos sea mas facil estos restos podemos proceder a mezclarlos entre ellos y luego hecharlos a la compostera o echarlos a la compostera por capas de como máximo 15 cm de verde y de paja y mezclar los restos de ambos tipos con una pala de jardineria dentro de la compostera. Conviene además espolvorear sobre ellas, uno o dos kilos de tierra de los bancales, que actué como siembra de las bacterias y hongos que iniciaran el proceso de compostaje. .

Una vez añadido todo se riega hasta que quede humedo, la cantidad ideal de humedad es semejante a la humedad que queda en una balleta cuando la retorcemos para escurrirla. .

Inicio espontáeo del proceso

Cuando tengamos más material para nuestra pila añadimos mas material aunque el anterior haya iniciado ya el proceso de compostaje. Poco a poco la pila ira ganando en altura, aproximadamente cuando la materia alcance los 50 cm. se iniciará esontáneamente el proceso de compostaje. La temepratura sube hasta unos 60º/70ª en el centro de la masa,en zonas que queden abrigadas del exterior por la propia biomasa que le rodea. Veremos que poco a poco se sedimentan los residuos con lo que la compostera es capaz de recibir mucha mas carga de biomasa seca  de la que aparentemente cabe en la compostera.

A medida que añadamos nuevas cargas de material aumentará el volumen de materia abrigada que puede entrar en fermentacion. En el próximo post dedicado al tema indicaremos los procesas que se generan y los cuidados que deberemos dar a nuestra compostera para obtener un buen compost.

Los materiales húmicos se generan en dos fases: en la primera se produce una degradación microbiana de los polímeros orgánicos que forman constituyentes monoméricos, como fenoles, quinonas, aminoácidos y azúcares. En la segunda fase, estos compuestos se polimerizan mediante reacciones químicas espontáneas o mediante procesos de autooxidación, catalizados por enzimas de origen microbiano como las lactasas, las polifenoloxidasas y las peroxidasas
 
El compost es una estructura esponjosa tridimensional que absorbe fácilmente el agua, los iones y las moléculas orgánicas de manera intercambiable y que además, tiene la capacidad de unir químicamente compuestos a sus grupos funcionales reactivos. Gracias a esta propiedad, todos los compuestos orgánicos naturales, y también muchos sintéticos, pueden encontrarse en las sustancias húmicas, unidos mediante enlaces, o absorbidos.

.

Direcciones de interes 

Gobierno de Chile Manual de compostaje casero

Wikipedia  Compost

Amigos de la tierra – Manual de compostaje (pdf)  

Libreria Agrícola Agrobooks  El compostaje (doc)

About these ads

20 diciembre 2008 - Posted by | Horticultura |

2 comentarios »

  1. cuando puedas dedica un post al “abono verde” que es un tema muy interesante.

    Comentario por maocho | 21 diciembre 2008 | Responder

    • Está previsto, pero no doy más de si lo siento.

      Comentario por felixmaocho | 21 diciembre 2008 | Responder


Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 403 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: